Autoridades latinoamericanas rinden tributo a líder liberal ecuatoriano

  • Autoridades diplomáticas de varios países latinoamericanos participaron hoy en Quito en los actos de homenaje por el centenario de la muerte del líder liberal Eloy Alfaro, cuyo pensamiento inspira al actual Gobierno ecuatoriano.

Quito, 28 ene.- Autoridades diplomáticas de varios países latinoamericanos participaron hoy en Quito en los actos de homenaje por el centenario de la muerte del líder liberal Eloy Alfaro, cuyo pensamiento inspira al actual Gobierno ecuatoriano.

En una ceremonia efectuada en un sector del casco colonial de Quito, los cancilleres de Nicaragua, Samuel Santo; de Paraguay, Jorge Lara Castro; y de Venezuela, Nicolás Maduro, se sumaron al tributo.

También participaron la secretaria general de la Unión de Naciones Suramericanas, la colombiana, María Emma Mejía; el de la Comunidad Andina (CAN), el boliviano Adalid Contreras; y el presidente del Parlamento Latinoamericano, el panameño Elías Castillo.

Asimismo, los vicecancilleres de Argentina, Eduardo Zuain; de Cuba, Marcelino Medina; de El Salvador, Carlos Castañeta; y de Perú, José Antonio Meier; y embajadores de otro países latinoamericanos.

El canciller ecuatoriano, Ricardo Patiño, que presidió la ceremonia, destacó la presencia de las autoridades diplomáticas extranjeras y remarcó que el pensamiento de Alfaro también inspira la integración regional.

Recordó que Alfaro, en su época, enarboló la creación de la "República Centroamericana" y que impulsó un pacto para la integración de ella con la Gran Colombia, formada por el libertador Simón Bolívar en Suramérica.

Patiño dijo que, al recoger el pensamiento de Alfaro y otros líderes liberales de su época, como el cubano José Martí, ahora el pacto integracionista ha tomado los nombres de Alianza Bolivariana para los Pueblos de América (ALBA), de la Unasur y de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe (Celac).

El canciller ecuatoriano, que hoy lució sombrero campesino, camisa blanca y pañoleta roja, a la usanza de los revolucionarios que acompañaron a Alfaro en su época, criticó el capitalismo y el "entreguismo" de anteriores gobiernos que se alinearon con naciones poderosas.

De su lado, el canciller venezolano, a nombre de las autoridades diplomáticas extranjeras, dijo que hoy se conmemora, más que el asesinato de Alfaro, su "resurrección".

"América Latina hoy más despierta, hoy de pie, hoy más unida camina por el sendero del desarrollo verdadero", señaló Maduro, que leyó una carta de homenaje a Alfaro enviada por el presidente de su país, Hugo Chávez, a su colega ecuatoriano, Rafael Correa.

En esa misiva, Chávez insiste en que el sentimiento integracionista de la revolución liberal ahora se plasma en nuevos instrumentos de unidad.

"Bien podríamos decir que el ALBA, la Unasur, la Celac confirman hoy la plena vigencia del pensamiento latinoamericanista y unionista de Eloy Alfaro", dijo Maduro al leer la carta de su presidente.

"Las cenizas del mártir (Alfaro) aún están vivas y cargadas de destino", agregó y, al referirse a la "revolución ciudadana" que pregona Correa, dijo que este proceso no podrá ser disminuido por los grupos de derechas.

"No podrán contigo (Correa), jamás podrán con nosotros, jamás podrán con el pueblo", concluyó la carta.

Eloy Alfaro, considerado como "el mejor ecuatoriano de todos los tiempos", combatió al conservadurismo durante treinta años en el siglo XIX y alcanzó la presidencia del país en dos periodos: de 1897 a 1901 y de 1906 a 1911.

Ya como presidente, Alfaro promovió la educación laica, construyó el ferrocarril que unió la costa y la sierra andina, impulsó los derechos de la mujer, desarrollo la producción y llevó adelante una reforma agraria.

Tras dejar la Presidencia en su último periodo, fue desterrado a Panamá por los líderes conservadores que habían retomado el poder y volvió a Ecuador en enero de 1912, pero fue detenido.

Alfaro fue asesinado en prisión por una turba de conservadores que arrastró su cuerpo por las calles de Quito y le incineró en el parque de El Ejido, en el centro de la capital.

Mostrar comentarios