Jueves, 24.05.2018 - 17:42 h
Recaudación vs. premios

Oscars 2018: ¿Taquillazo es lo mismo que una buena película? Hollywood lo niega

Solo un largometraje tiene el honor de haber sido galardonado y de conseguir la mayor recaudación en taquilla desde el año 2000.

Una subasta de premios Oscar recauda 3 millones de dólares
Las cifras de recaudación demuestran que taquillazo y buena película no son lo mismo para Hollywood. 

Una película taquillera no es sinónimo de una buena película. Esto debe ser lo que piensan los académicos de Hollywood, ya que desde el año 2000 la considerada 'Mejor película' por la Academia de cine solo ha coincidido una vez con la que más taquilla ha acumulado el año anterior.

El Señor de los Anillos: el retorno del Rey ha sido la única que ha coincidido en ambos honores desde la llegada del milenio, concretamente en el año 2004. La tercera película de la saga cinematográfica logró una recaudación de más de 1.100 millones de dólares, según Box Office Mojo, y se llevó la estatuilla a 'Mejor largometraje'.

Desde entonces, a pesar de los grandes taquillazos de algunas de las premiadas en esta categoría, ninguna ha conseguido superar a las sagas, que se siguen llevando la palma en taquilla y superan a cualquier premiada, no solo en los Oscars, también en otros certámenes del cine mundial. 

La cifra de recaudación de la tercera película de El Señor de los Anillos fue la más importante de todas las ganadoras de 'Mejor película' desde el año 2000. Le sigue, de lejos, con 457 millones de dólares, la ganadora del 2001, Gladiator y, con unas ganancias relativamente parejas, El discurso del Rey, vencedora diez años después, en 2011.

Sin embargo, los número uno en recaudación de esos mismos años fueron, en el caso del galardón de 2001, Misión Imposible II, con casi 550 millones y en el del año 2011, Toy Story 3, con más de 1.000 millones de dólares.

Las taquillas de las películas históricamente galardonadas en estos últimos diecisiete años han sido muy dispares. El largometraje premiado en el año 2010 fue el que menos recaudó: En tierra hostil, con unos discretos 49 millones de dólares, seguido por el galardón del pasado año, Moonlight con solo 65 millones.

En cambio, las grandes sagas del cine continúan creciendo y son las únicas que consiguen superar la barrera de recaudación de los 1.000 millones. Incluso en algunos casos, como en Star Wars: el despertar de la fuerza, en el año 2015, duplican esta cifra. 

De las nominadas a 'Mejor largometraje' este año, la que más recaudación ha conseguido hasta el momento es Dunkerque, con 525 millones de dólares tras haber estado 18 semanas en cartelera. La siguiente en recaudación sería Get Out, con 255 millones. A pesar de que algunos cines han decidido reponer la película tras su nominación a los Oscars, es muy difícil que alcance la cifra de la obra de Nolan. 

Al comparar los datos de estos largometrajes con los de los más taquilleros de 2017, las cifras son abrumadoras. La película que más dinero recaudó fue Star Wars: El Último Jedi, que alcanzó los 1.330 millones de dólares. A pesar del éxito entre el gran público, los académicos de Hollywood no suelen estar de acuerdo con resultados de taquilla y las obras premiadas no coinciden con las que mejores resultados económicos han obtenido. 

Ahora en portada

Comentarios