Jueves, 18.04.2019 - 17:15 h
Reduce su personal desde Navidad

La empresa de la madre de Kate está en problemas: despide a parte de su plantilla

La firma de fiestas infantiles ha entrado en declive en los últimos años y sus dueños temen por su futuro.

Kate Middleton y el Príncipe Guillermo llegan a Canadá para una visita de una semana, acompañados por sus dos hijos
La empresa de la madre de la duquesa de Cambridge estaría atravesando problemas/ AFP

La familia Middleton podría estar atravesando problemas financieros. Algo que podría parecer impensable hace unos años, cuando Kate contrajo matrimonio con el príncipe William y se convirtió en duquesa de Cambridge y su familia subió a lo más alto de la aristocracia británica, pero que pasados los años puede ser real. Porque la próspero empresa de fiestas infantiles capitaneada por su madre, Carole, podría tener un futuro muy complicado.

Según informa el 'Daily Mail', Middleton estaría despidiendo a parte de su plantilla ante la negativa marcha del negocio. En concreto, este miércoles habría despedido a tres empleados y habría avisado a otro más de que su puesto corre peligro. Unas bajas que se suman a las tres de la pasada Navidad, que eran el diseñador web, el experto en SEO y el relaciones públicas, trabajadores con puestos de gran relevancia.

Y es que las cuentas no les cuadran a los Middleton, que pusieron en pie Party Pieces en 1987 y a día de hoy está valorada en más de 30 millones. Es Carole, la madre, la que dirige el negocio, si bien toda la familia está involucrada, tanto el padre, Michael, como sus otros dos hijos, Pippa y James.

Ha sido gracias a esta empresa cómo los Middleton han financiado su alto tren de vida, enviando a sus hijos a los mejores colegios de Reino Unido para que se labraran un buen futuro. Los tres estudiaron en el Malborough College, donde la cuota anual por alumno ronda los 20.000 euros al año. Además, poseen una mansión en el pueblo de Bucklebury, en Berkshire, con siete habitaciones, entre otros lujos.

Familia emprendedora

Los Middleton crearon esta firma cuando regresaron a Reino Unido tras pasar una etapa en Jordania, donde se establecieron por el trabajo de Michael en la aerolínea British Airways. A su vuelta, Carole comenzó desde su cocina a dar forma a esta compañía con la idea de sacar unos ingresos extra, pero empezó a crecer tanto que Michael dejó su puesto en la compañía área para sumarse al negocio familiar.

La suerte que tuvieron los Middleton fue que en ese momento, hace ya 30 años, no había apenas ninguna empresa que hiciese lo mismo que ellos, que se dedican a la preparación integral de fiestas infantiles, con todos los suministros necesarios. Además, cada vez lograron mejores contactos entre la alta sociedad, de donde cada vez tenían más clientes.

El salto definitivo para Party Pieces fue el noviazgo de Kate con el príncipe William, que puso en el candelero a toda su familia e hizo aún más famoso el negocio, ya que todo el mundo quería contratar los servicios de la madre de la futura mujer del rey de Inglaterra. No obstante, parece que ese furor inicial se ha ido rebajando con el paso del tiempo y ahora estarían atravesando serios problemas.

Fuentes de la compañía han revelado al 'Daily Mail' que los Middleton están estudiando cómo resolver está situación y estarían revisando la estructura de la empresa para "alinearla con sus objetivos financieros", lo que puede significar que tenga que reducir aún más la plantilla para poder seguir adelante.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios