Calzedonia, Women'secret...

Por qué todos quieren imitar el desfile de Victoria's Secret... y no lo consiguen

El desfile de Victoria's Secret es uno de los eventos mundiales con más repercusión, de ahí que otras marcas de lencería intenten replicarlo.

Desfile Victoria's Secret
Desfile Victoria's Secret / Cordon Press

El desfile de Victoria's Secret es uno de los eventos más esperados cada año. Todos los meses de diciembre, la firma de lencería más famosa del mundo celebra su desfile anual en una capital diferente cada año, poniendo sobre la pasarela a las mejores maniquís del momento (los llamados 'ángeles de Victoria's Secret') y un sujetador valorado en casi 2 millones de euros, el 'Fantasy Bra'. Es tal el éxito del espectáculo que otras marcas del sector han optado por imitarlo, pero desde luego que no lo consiguen.

Esta semana la firma de lencería Calzedonia presentó en Verona, su ciudad natal, su colección para el verano 2018. Este no es el primer desfile que hace la enseña, pero sí ha sido de los más espectaculares, pues contó con la asistencia de celebrities internacionales (Sara Carbonero, su nueva embajadora, entre ellas) e intentó superarse haciendo desfilar a las modelos dentro de una caja. Las propuestas de baño, que cada vez son más logradas, consiguieron encandilar al público y la cobertura fue muy amplia, pero de ninguna manera llegó a lo que es el show por excelencia de la lencería mundial.

En esta ocasión, Calzedonia fichó incluso a algunas excomponentes del grupo de 'ángeles de Victoria', Daniela Braga o Lais Ribeiro. Si bien sobre la pasarela las referencias a la marca estadounidense eran palpables, con modelos tocadas con orejitas de conejo o vestidas con batas al estilo de las que lucen los 'ángeles de Victoria' en el 'backstage'.

Stripes & colors, the perfect match for summer! #calzedoniasummershow #SEAlfie #calzedonia

Una publicación compartida de Calzedonia Official (@calzedonia) el

Por su parte, la firma de lencería del Grupo Cortefiel, Women secret, también intenta seguir los pasos al gigante con alas. El pasado mes de noviembre presentó sus nuevas propuestas subiendo a la pasarela a la mismísima Cristina Pedroche junto a modelos como Rocío Crusset, la hija de Carlos Herrera y Mariló Montero. Igualmente, las referencias a Victoria eran palpables.

Our Fashion Show’s star! @cristipedroche rocking the runway! #WSnight Body ref: 5352959

Una publicación compartida de Women'secret (@womensecretofficial) el

Un show imbatible

Pero, por mucho que lo intenten, estas firmas solo pueden ir al rebufo de Victoria's Secret, que ha levantando un imperio a partir de su show que factura al año 11.600 millones de euros (a cierre de 2016). En primer lugar porque invierte más que nadie para generar la repercusión que consigue. Según publicó 'Forbes', invierte entre 8 y 12 millones de euros en el show. Hay que tener en cuenta que los cachés de las modelos son muy elevados (algunas se llegan a embolsar cerca de 100.000 euros) y desplazan a un equipo de cientos de personas de staff a la ciudad elegida para que la magia se haga posible.

Además, pone sobre la pasarela un sostén elaborado con 6.000 diamantes en el que se emplean 350 horas de trabajo. De ahí que los costes se disparen, pero para la marca merece la pena. Se estima que el show tiene una audiencia de 800 millones de espectadores en todo el mundo, cifras similares a las que alcanza el evento más visto, la final de la Superbowl, y para poder asistir a verlo en directo hay que conseguir una invitación por la que hay que pagar unos 15.000 euros.

Es decir, hablamos de un desfile que más que un show de moda es un gigante que mueve millones. Y las claves para ello es haber fichado a las mejores modelos del mundo y elevarlas a una categoría especial, la de ángeles -que a ellas les beneficia porque eleva su caché para el resto de trabajos-, montar un espectáculo aderezado con la actuación en directo de una estrella de primer nivel -el pasado año fue Harry Styles el encargado de amenizarlo-, contar con efectos especiales y técnicos dignos del cine y, por último, unos estilismos de fantasía. Plumas, alas, coronas, capas... Quizá, lo que menos luzca sea la ropa interior, pero eso ya es lo de menos. Victoria's Secret ha hecho de su desfile su marca personal, y por el momento ninguna otra firma va a ser capaz de alcanzar su nivel.

Temas relacionados

Ahora en portada

Comentarios