Jueves, 19.09.2019 - 11:43 h
Tiffany pasa sus vacaciones en la isla

Policía y Guardia Civil, al servicio de la hija de Donald Trump en Mallorca

La joven y su madre, la modelo Marla Maple, segunda esposa del presidente de Estados Unidos, llegaron el martes a la isla.

Tiffany Trump
Tiffany Trump pasa sus vacaciones en Mallorca/ EFE

En estos días, Mallorca es uno de los sitios más poblados de turistas en España. La isla balear concentra cada verano a millones de visitantes ávidos de pasar unos días en sus bellas calas disfrutando de interminables jornadas de sol. Además, es también el destino vacacional por excelencia de la familia real, por lo que nadie se resiste a sus encantos. Tan siquiera las grandes fortunas internacionales o las personalidades más poderosas.

Y si no pueden ser ellos, lo hacen sus hijos. Porque acaba de aterrizar en la isla la hija del hombre más poderoso del mundo, el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump. Su hija Tiffany, fruto de su segundo matrimonio con la modelo Marla Maple, está pasando en Mallorca sus vacaciones, precisamente junto a su progenitora. 

La joven de 25 años, que es la más desconocida de la familia Trump, llegó a la isla el martes por la noche en vuelo privado, según informa el diario local 'Última Hora'. En estos días, Tiffany y Marla se alojarán en uno de los hoteles más exclusivos de la isla, el Cap Rocat, que está situado en una fortaleza que se levantó para proteger la bahí de Palma. Un imponente edificio catalogado como bien de interés cultural y Monumento Nacional donde madre e hija disfrutan estos días de su arquitectura única y de la naturaleza que le rodea.

Como es evidente, ambas cuentan con una gran seguridad, pues a la escolta privada del servicio secreto de Estados Unidos se han unido algunos efectivos de la Guardia Civil española. Además, un helicóptero de la Policía Nacional sobrevuela el hotel, además de coches y perros que lo rastrearon antes de su llegada. Un enorme despliegue para proteger a la hija del presidente de los Estados Unidos.

De hecho, el miércoles abandonaron el hotel tres coches, dos monovolumen y tres turismos dirección al sur de la isla para llevar a las dos mujeres a Caló des Moro, en Santanyí, donde estuvieron visitando una de las zonas más bonitas de la isla, la cual recogió Tiffany en Instagram. Ambas van acompañadas de una amiga de Marla, Cat Faith, que reside en Mallorca.

Después pusieron rumbo a Palma, donde se armó algo de barullo, pues los agentes cortaron una de las calles para que Tiffany bajara del coche sin ser fotografiada. Así, la joven cuenta con la más elevada protección durante estos días en la isla, donde está pudiendo pasar desapercibida cuando visita las diferentes playas, pues a pesar de ser la hija de Trump, tiene un perfil mucho más bajo que su hermana Ivanka. Se graduó hace unos meses en Derecho y ahora se dedica a viajar y a disfrutar de los placeres de la vida en los mejores destinos del mundo.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios