Lunes, 30.03.2020 - 19:19 h
Ha sido clave en la destitución de su hermano Andrés

El príncipe Carlos, listo para gobernar: Isabel II podría retirarse a los 95 años

El heredero ha tomado las riendas y ha sido fundamental para atajar la crisis provocada por su hermano.

Carlos de Inglaterra
Carlos de Inglaterra está listo para gobernar / Cordon Press

Carlos de Inglaterra está listo para ser Rey. De hecho, cada vez asume más funciones como tal a medida que la Reina Isabel se hace mayor. El heredero al trono británico, de 71 años, lleva toda la vida esperando su oportunidad, y parece que está más cerca que nunca.

Su papel ha sido clave para atajar la crisis provocada por su hermano Andrés. A pesar de encontrarse en Nueva Zelanda cuando éste dio la polémica entrevista en la BBC, desde allí tejió la estrategia junto a su madre para que el duque de York saliese del organigrama de la Casa Real y abandonase sus funciones públicas ante el escándalo.

Aunque fue la Reina quien le comunicó a su hijo la decisión tomada respecto a su situación, Carlos fue determinante para que anunciara su retirada de la vida pública y la dimisión de todas sus labores para la corona. Todo con el objetivo de protegerla ante lo que ha sido una crisis de gran magnitud. 

La prensa británica ha alabado su actuación y señala este miércoles que, con esta decisión, ha demostrado que puede tomar las riendas de Buckingham Palace. Si bien, tendrá que esperar a que su madre fallezca para ocupar el trono. No obstante, hay otra posibilidad.

Se baraja que la Reina opte por retirarse dentro de dos años, a los 95. Esa es la edad en la que el su padre, el Duque de Edimburgo, dio un paso atrás e hizo lo propio. Por ello, se especula con que Isabel II podría tomar la misma decisión.

Por el momento, Carlos ya está asumiendo algunas de sus funciones. Por ejemplo, el pasado Domingo del Recuerdo fue él quien bajó a poner el ramo de flores sobre el Cenotafio, algo que llevaba décadas haciendo su madre. El próximo año asistirá en su lugar a la reunión de jefes de gobierno de la Commonwealth en Ruanda. 

La soberana, a sus 93 años, va reduciendo la cantidad de actos públicos que realiza cada año y ahora se toma todos los fines de semana libres en su casa de Windsor. Mientras, su hijo la sustituye cuando es necesario y aumenta su presencia internacional, algo clave para cuando reine.

Según fuentes cercanas a Buckingham Palace, la intención de Carlos es reducir la familia real al máximo cuando ocupe el trono. Esto supondría sacar a sus hermanos de ella, empezando por Andrés, que ya lo ha hecho. Una decisión parecida a la que tomó Felipe VI en España. 

En esta nueva monarquía tendrá un papel fundamental su heredero, el príncipe William. Con él también trató el asunto de Andrés de York y ahora su mayor preocupación es ver qué sucede con Harry y Meghan, cada día más alejados de la familia real. 

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING