Domingo, 20.10.2019 - 01:12 h
La evolución de una diva

Rosalía, de musa de la ropa 'low cost' a vestirse con las grandes firmas de lujo

La cantante ha modificado su vestuario, al que han accedido las marcas más importantes del mundo.

Rosalía
Rosalía hizo una colección con Pull&Bear. / Inditex

Rosalía es ya una estrella internacional que no necesita presentación. Su nombre es coreado en estadios de todo el mundo, grandes personalidades y los mejores músicos se han rendido a sus pies y, además, el sector de la moda la adora. Su talento y su transgresión ha traspasado cualquier tipo de frontera y su última hazaña ha sido la portada de la revista del 'New York Times'.

Todo esto ha sucedido en apenas un año y medio, pues fue en 2018 con la publicación de su disco 'El mal querer' cuando el fenómeno explotó, alcanzado las cotas más altas este 2019. Y, como es lógico, en este tiempo también ha habido una evolución en ella. No solo en su música, que ha pasado del flamenco puro a la combinación con los ritmos urbanos, sino también en su estilo. Aunque más que en su estilo, en quién la viste.

Rosalía se ha caracterizado por lucir siempre ropa deportiva con ciertos detalles especiales, como volantes, exceso de brillos, tejidos técnicos, terciopelo... Y calzada con gruesas 'sneakers'. Ese es el estilo que predomina en la actualidad gracias al la llegada del 'athleisure' a la vida cotidiana, cuando ir en chándal ya no es algo que está mal visto. Pero en el caso de la cantante, todo con un punto de exageración y excentricidad.

Esta forma de vestir tan personal ha calado en sus fans, haciendo que los pantalones de chándal y las sudaderas 'crop' sean el uniforme de muchos jóvenes hoy en día. Por ello, en sus comienzos, las firmas de 'high street' o, coloquialmente, 'low cost' se fijaron en ella, así como muchas otras españolas de corte alternativo. Pero su salto internacional ha hecho que cambie la moda democrática por la de lujo, siendo musa de firmas como Versace, Moschino o Burberry.

De chica Zara a chica Burberry

Hace algo más de un año, Inditex, viendo el tirón que tenía Rosalía, no dudó en fichar a la cantante, haciendo una excepción en su exigua política de 'embajadoras', para crear con ella una colección especial de ropa. Fue con la marca Pull&Bear, su enseña más urbana y deportiva, con la que la catalana sacó una línea de ropa fiel a su estilo. Tops, sudaderas, camisetas, pantalones con volantes, chaquetas y zapatillas se vendieron en poco tiempo al venir bendecidos por Rosalía. Se repitió con una segunda tirada que tuvo menos éxito.

Además, la joven se convirtió en el mejor reclamo de pequeñas firmas nacionales creadas por diseñadores jóvenes que buscaban un hueco en el mercado. En sus conciertos, empezó vistiendo de firmas como María Simún, una joven diseñadora madrileña que hacía el vestuario para los shows a ella y a las bailarinas. Incluso llevó un vestido suyo a sus primeros Grammy Latinos.

Rosalía
Rosalía en la gala de los Grammy Latinos vestida de María Simún / EFE

También era habitual verla con ropa de Palomo Spain o María Escoté, conjugándose así los grandes talentos de la moda patria con la cantante con más potencial. Pero todo cambió desde que entró el nuevo año. Aunque a la ceremonia de los Premios Goya llevó un vestido de Juan Vidal, esa fue una de las últimas ocasiones que llevó ropa 'made in Spain' en un gran evento.

Ahora, lo más habitual es ver a la cantante con prendas de firmas como Versace, Moschino o Louis Vuitton en sus videoclips y actuaciones. Si bien hay que matizar que los chándals con logo de Vuitton son obra de Etai Drori, un artista que customiza prendas con logos de firmas de lujo y que trabaja solo por encargo. El resto de prendas son originales. Tops de Fendi, camisetas de Prada, conjuntos de Versace o zapatillas como las famosas Balenciaga, el éxito viral más importante del pasado año.

Ver esta publicación en Instagram

🚗🚛🚍🚝✈️🛳🤷‍♀️

Una publicación compartida de ROSALÍA (@rosalia.vt) el

También ha lucido sandalias de Gucci, conjuntos de Dolce&Gabbana y vestidos de Balmain. Así, las firmas de lujo no han dudado en contar con ella para ganar visibilidad. Yves Saint Laurent la convirtió en una de sus embajadoras para su línea de maquillaje, pero la más importante es la que mantiene con Burberry, con cuyo director creativo, Ricardo Tisci, ha entablado amistad. La firma la vistió íntegramente para los pasados premios MTV, donde lució un vestido para la alfombra roja y otro para actuar. Además, fue la gran estrella, junto a Dua Lipa, de su desfile en la London Fashion Week hace unas semanas.

Pero no deja de lado del todo las firmas más pequeñas y emergentes, poniéndolas en órbita, como pasó recientemente con A Sai Ta, una firma británica cuyo bolso lució hace poco en Instagram, o la española Dominnico, que ya han lucido desde Lady Gaga a Rita Ora. 

Ver esta publicación en Instagram

🐉

Una publicación compartida de ROSALÍA (@rosalia.vt) el

Así, Rosalía ya está en el camino de ser también un icono de moda además de musical. Todos quieren vestirla y el lujo no ha podido resistirse a la modernidad que supone toda su figura. Incluso su manicura se ha hecho viral y ahora no son pocas las personas que las llevan largas, de punta y decoradas con pedrería. Nada se le resiste a la artista más importante que ha dado este país en décadas.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios