El misterio rodea la muerte de José Conde

El actor de 56 años y origen gallego José Conde apareció muerto el pasado viernes en una casa abandonada al norte de Madrid. La familia llevaba un mes sin noticias suyas. Su mujer había denunciado su desaparición. La policía ha confirmado que el cuerpo no tenía señales de violencia. Por el momento, se desconocen las causas del fallecimiento.

José Conde

El cuerpo sin vida del actor de 56 años y origen gallego José Conde apareció un 25 de febrero en una casa abandonada al norte de Madrid. Su familia llevaba un mes buscándolo. Nada se sabe de las causas que rodearon su fallecimiento. Sólo una hipótesis ha sido descartada, la de una muerte violenta. Falta esclarecer si murió por causas naturales o fue un suicidio. Dicen que estaba en tratamiento psicológico.

La pista del actor José Antonio Conde Cid, más conocido como José Conde, se había perdido un mes antes. En paradero desconocido y sin noticias de él, su mujer denunció a la policía su desaparición. Su cuerpo sin vida fue hallado por un grupo de jóvenes en un edificio abandonado en Madrid, cerca de la calle Arturo Soria. Las causas de su muerte no han trascendido, pero algunos medios se han hecho eco de los problemas psicológicos que atravesaba el actor. Descartada por la policía una muerte violenta, todo son preguntas sin respuesta. ¿Causas naturales? ¿Un suicidio? ¿Cuándo murió? ¿Qué pasó?

Después de un mes sin noticias suyas, la policía dio con el paradero de José Cid el pasado viernes 25 de febrero. Un grupo de jóvenes que había acudido a un edificio abandonado en los alrededores de la calle Arturo Soria para hacer botellón encontró su cadáver en la planta baja del mismo, entre unos matorrales y, según algunas fuentes, en avanzado estado de descomposición. Según ha explicado la Jefatura Superior de Policía de Madrid, no se trató de una muerte violenta. No ha trascendido por el momento si su fallecimiento se debió a causas naturales o a un suicidio, temor que habría expresado su mujer según asegura El Semanal Digital.

Sí se ha sabido que el actor de la exitosa 'Sin tetas no hay paraíso' tenía problemas psicológicos y se encontraba en tratamiento. El pasado domingo, en una ceremonia íntima y familiar, fue incinerado y enterrado. A la espera de que se esclarezcan los detalles de su muerte, todo apunta a que Conde podría haber muerto si no el mismo día de su desaparición sí en una fecha muy cercana. Falta esclarecer el porqué, el cuándo exacto y el cómo.

A sus 56 años y con dos hijos, el mundo del espectáculo ha llorado su pérdida. Muchas han sido las declaraciones de pésame recogidas por los medios en las horas posteriores a conocerse la noticia y nadie se explica qué ha podido pasar. Una de sus últimas compañeras en la pequeña pantalla, Aroa Gimeno, se reconocía sorprendida por la muerte de Conde y aprovechaba para transmitir su "más sentido pésame a la familia". El menor de los hijos mantiene una relación con Rocío, la hija menor de Mariló Montero.

Conde era uno de los rostros secundarios más populares de la pequeña pantalla. Su buena planta y su imponente voz le sirvieron para convertirse en un actor con presencia. Empezó como modelo, dando pronto el salto a la interpretación. El teatro y la televisión fueron su casa, aunque también coqueteó con el cine. Se le ha visto en series tan dispares como 'Médico de familia', 'Nada es para siempre' 'Hospital central', 'Herederos' y la mencionada 'Sin tetas no hay paraíso'.

Quien fuera su mujer en aquella serie, Aroa Gimeno, lo describe como un actor generoso que siempre se implicaba mucho en su trabajo. "Muy vital, entregado, positivo y espiritual", ha dicho de él. Ella le conocía bien, compartieron muchos planos y, como ella misma ha dicho, llegó a conocer a sus dos hijos. Sin embargo, cosas de la profesión, en los últimos meses no habían mantenido contacto con él. Domingo no se explica qué es lo que ha podido pasar.

Desde Producciones Management Espectáculos, agencia que representaba a José Conde ha declinado hacer declaraciones sobre su muerte y las circunstancias que la rodearon por "respeto a la familia y a él mismo". Sólo una declaración oficial, que se trataba "de un hombre encantador".

Ahora en Portada 

Comentarios