En Got Talent

La canción reivindicativa que logró emocionar a Risto… pero se llevó su 'no'

Mejide llegó a emocionarse en varios momentos de la actuación debido al hermoso mensaje que contenía, pero eso no fue suficiente.

Kiko durante su actuación.
Kiko durante su actuación.

Kiko sufrió 'bullying' en el instituto cuando sólo tenía 16 años y sólo pensaba en desaparecer. Sufrió anorexia durante más de 2 años. Se veía gordo y solo tenía ojeras y pesaba menos de 45 kilos. Una enfermedad que no solo le afectaba a él: “Le decían a mis padres que su hijo se estaba matando y que no podían hacer nada para evitarlo”. Llegaba a Got Talent dispuesto a dedicarle una canción a toda esa gente que hubiera sufrido lo mismo que él.

El concursante se subía al escenario y comenzaba a cantar una canción que hablaba de lo peor de la depresión y de lo peor de los trastornos alimenticios, de los comentarios de la gente que no entiende la gravedad del asunto, de las personas que solo se fijan en el exterior… Unas palabras que hacían que le saltaran las lágrimas a todos y cada uno de los miembros del jurado y a más de una persona del público.

“Enrique, has hablado de los trastornos de alimentación”, comenzaba Paz. “Sí, lo que empezó siendo algo que no me importaba, acabó siendo una obsesión para mí, que casi acaba conmigo”, confesaba el concursante. “Yo soy nuevo en Got Talent, y estas cosas que pasan me alucinan. No vengo preparado”, decía Dani. “Es un gran mensaje para todo el mundo, muy generosos por tu parte y me deja emocionado desde que empieza hasta que acaba”, añadía.

Pero, llegaba el turno de Risto: “Yo no quiero restarle ni un ápice de importancia a esto que pasa, pero yo no tengo que juzgar eso. Yo tengo que juzgar la actuación, y a mí me ha parecido que le ha faltado algo un poco más armónico”. A pesar de Kike explicaba que esta canción no había nacido para ser canción, Risto no daba su brazo a torcer y continuaba. “Sí, pero la actuación ha dejado mucho que desear”. “Ojalá tu ejemplo sirva para ayudar a alguien de alguna manera.”, continuaba Edurne.

Kike dejaba el escenario con tres síes, él no de Risto y asegurando que estaba orgulloso porque su objetivo, que llegase el mensaje, estaba conseguido.

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING