Una canción de Stormy Mondays, candidata para sonar en el Endeavour

  • Avilés.- La NASA ha preseleccionado la canción titulada "Sunrise number 1", del grupo asturiano Stormy Mondays, para despertar cada día a los astronautas del próximo vuelo del transbordador espacial Endeavour, previsto para el 19 de abril.

Avilés.- La NASA ha preseleccionado la canción titulada "Sunrise number 1", del grupo asturiano Stormy Mondays, para despertar cada día a los astronautas del próximo vuelo del transbordador espacial Endeavour, previsto para el 19 de abril.

La agencia espacial estadounidense ha convocado un concurso al que se han presentado 1.350 canciones de todo el mundo, y la del grupo asturiano, que se traduce como "Amanecer número uno", está entre las diez preseleccionadas.

Es, además, una de las dos preferidas por los internautas que participan en la votación popular en la web de la NASA o en el sitio del grupo, www.stormymondays.com/nasa.

"Estamos locos, el teléfono no para de sonar y estamos encantados", ha declarado a Efe el líder del grupo, Jorge Otero, justo antes de presentar públicamente este tema en el Centro Municipal de Arte y Exposiciones (CMAE) de Avilés, que precisamente acoge una exposición sobre el espacio.

La canción compuesta por este grupo, el cual lleva casi veinte años sobre los escenarios, es la única no estadounidense de las diez preseleccionadas, y está inspirada en los dieciséis amaneceres que viven cada día los tripulantes del transbordador, según Otero.

La canción está grabada en los estudios de Miguel Herrero de Miranda, en Avilés, y se sabrá si finalmente es una de la dos que sonarán a bordo del Endeavour, cuando el transbordador ya esté en pleno vuelo.

"Sonar en el espacio me parece increíble y si además eso sirve para que mucha gente escuche nuestra música, mejor aún", ha confesado el cantante de Stormy Mondays.

Se trata del próximo vuelo del transbordador espacial, cuya silueta es un icono reconocible en todo el mundo, tras haber cumplido veinte misiones alrededor de la Tierra, desde el año 1992.

Los astronautas del Endeavour se despertarán todos los días al ritmo de una canción, siguiendo así una tradición que se remonta a los años sesenta, con las misiones del programa Apolo que permitió la llegada del hombre a la Luna.

Stormy Mondays nació en Oviedo en 1991 y, al igual que hicieron los Rolling Stones en su día, sus componentes decidieron tomar el nombre de un clásico del blues, en este caso "They Call It Stormy Monday", de T-Bone Walker, editado en 1947.

Mostrar comentarios