CÁRITAS NÍGER ASISTE A MÁS DE 15.000 PERSONAS DESPLAZADAS POR LA VIOLENCIA DE BOKO HARAM

Cáritas Níger cubrirá en 2016 las necesidades de 2.000 hogares, unas 15.300 personas de la parroquia de Zinder en la diócesis de Maradi. De esos hogares 1.000 pertenecerán a familias desplazadas y otros 1.000 serán de las comunidades de acogida como consecuencia de la violencia de Boko Haram en el país.
Al mismo tiempo, Cáritas, atenderá a la formación de 500 jóvenes, hombres y mujeres, para consolidación de la paz y empleo en tareas comunitarias y distribuirá 300 lotes para refugio temporal, 1.000 lotes de cocina, lotes higiénicos, lotes domésticos.
La ONG recordó que la violencia y los abusos de Boko Haram en Níger han causado ya más de 138.000 desplazados internos, a los cuales hay que añadir las más de 400.000 personas que se encuentran en riesgo nutricional.
La inseguridad alimentaria y la desnutrición son problemas sin resolver que afectan al conjunto de la población de la zona, de las más de 400.000 en riesgo nutricional, 135.400 personas necesitan alimentos con urgencia. A esta vulnerabilidad, los refugiados suman la necesidad de vivienda, agua, y servicios de salud.
El informe de evaluación rápida que se hizo antes de la respuesta de Cáritas, hablaba entre otras cosas de la necesidad de medicamentos y la alta prevalencia del sida y otras enfermedades entre los desplazados, entre los que se identificó la necesidad de ayuda psicológica, puesto que muchas veces presentaban cuadros de trauma y depresión provocados por la experiencia de la pérdida de familiares.
Según el mismo informe, el 71% de los refugiados censados son niños, por lo que la respuesta debe ser también adaptada a ellos y por ello, el sector educativo, y el aspecto familiar, afectivo, y de reunificación deben cuidarse especialmente.

Mostrar comentarios