El PSOE recaba apoyo en el Congreso para incluir en el Pacto de Violencia Machista a las madres de hijos asesinados

El PSOE ha conseguido el apoyo de todos los grupos parlamentarios para incluir en el Pacto contra la Violencia de Género, que se aprobará el jueves en el Pleno del Congreso, un nuevo punto por el que se considerará víctimas de esta lacra a las mujeres cuyos hijos han sido asesinados por sus parejas o exparejas.

El PSOE recaba apoyo en el Congreso para incluir en el Pacto de Violencia Machista a las madres de hijos asesinados

Los socialistas decidieron elaborar la pasada semana un voto particular y buscar el apoyo del resto de partidos para su aprobación, tras darse cuenta de que el pacto tenía lagunas en esta materia. Según apunta la formación, son 44 los menores asesinados en la última década por violencia de género, de los cuales, 26 lo fueron durante el régimen de visitas o en el periodo de la custodia compartida correspondiente al padre.

"Está documentado en las investigaciones policiales que en algunos casos los asesinos, avisaron previamente a la madre con la intención de generar más daño, impotencia y desesperación", apunta el PSOE en el texto presentado al resto de grupos.

Uno de los casos más populares de este tipo de maltrato es el de José Bretón, que descuartizó y quemó a sus hijos Ruth y José en su finca de Córdoba. Los hechos sucedieron después de que su mujer, Ruth Ortiz, le comunicara que quería terminar con su matrimonio. La investigación policial determinó que el crimen fue cometido en venganza a su esposa, que no ha recibido ninguna ayuda del Estado.

AHORA ES UNA "VIOLENCIA SECUNDARIA"

Por ello, quieren que se reconozca que la violencia machista contra las mujeres también se desplaza hacia todo aquello (o aquellos) a lo que la mujer está apegada y que no es "una violencia secundaria a la víctima principal", como se define actualmente.

Por ello, buscan que las madres que ven como sus parejas matan a sus hijos sean consideradas legalmente víctimas directas de la violencia de género a pesar de que en la mayoría de los casos analizados durante la última década, la violencia mortal sobre los hijos fue el final de una violencia previa sobre la madre.

"Dado que es a la mujer a la que se quiere dañar y que se daña de facto cuando se producen estos asesinatos, es preciso que los apoyos psicosociales y derechos laborales, las prestaciones de la Seguridad Social, así como los derechos económicos recogidos en la Ley de Medidas de Protección Integral contra la Violencia de Género sean de aplicación en casos de violencia 'por interpósita persona'", concluyen los socialistas.

OTROS VOTOS PARTICULARES SIN ACUERDO

Esta nueva medida se unirá, durante la votación en el Congreso del jueves, a los más de 200 puntos acordados y aprobados en la Comisión de Igualdad de la Cámara Baja el pasado mes de julio. Todas ellas están consideradas por los parlamentarios como imprescindibles para acabar con la violencia machista y, tras el trámite de esta semana, serán trasladadas al Gobierno.

Pero a estas medidas podrían unirse otras que los grupos presentan de forma unilateral y que, para añadirse al documento del pacto deberán contar con el apoyo de la mayoría. Entre estas medidas está la propuesta socialista para que menores de 18 años víctimas de violencia de género o intrafamiliar no necesiten el consentimiento de los padres para abortar.

Además, el PSOE pondrá su empeño en modificar el artículo 416 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal, para restringir en casos de violencia de género la dispensa a declarar contra un agresor, según ha explicado a Europa Press la portavoz socialista de Igualdad, Ángeles Álvarez.

Por su parte, Unidos Podemos ha registrado votos para la creación de equipos mixtos en los deportes de equipo federados; garantizar libre elección de las prendas del uniforme escolar; restituir la atención sanitaria a inmigrantes en situación irregular para detectar casos de mutilación genital; garantizar acceso universal a la reproducción asistida y un protocolo para la violencia de género contra mujeres lesbianas, transexuales y transgénero.

Quiere también que la violencia de género sea considerada como "terrorismo machista" otorgando a las mujeres maltratadas mismos derechos que a víctimas del terrorismo. Al igual que Compromís, que también coincide con la formación morada en pedir una Ley de Violencias Machista que incluya toda tipología de violencia machista reconocidas en el Convenio de Estambul --trata, violencia sexual, mutilación genital, matrimonio forzoso, entre otras--.

Ciudadanos, por su parte, ha presentado un voto particular para garantizar la eficiencia en la aplicación de los recursos y el seguimiento del Pacto.

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios