Martes, 28.01.2020 - 11:47 h
Restauró la población 

Diego, la tortuga que salvó la especie con su apetito sexual: padre de 800 hijos

Lo reclutaron para el programa de reproducción de tortugas de caparazón tipo montura y lo cumplió con éxito. Ahora cuenta de un buen estado de salud.

La tortuga Diego. / EFE
Diego, la tortuga que salvó la especie con su apetito sexual: padre de 800 hijos/ EFE

Diego es una tortuga gigante de la isla Española que vivió en Estados Unidos y ayudó a salvar su especie al procrear 800 hijos en Galápagos. Tas terminar su misión regresará a su hábitat,  para descansar. Su retorno, previsto para el próximo marzo, deriva del cierre del programa de reproducción en cautiverio de la especie Chelonoidis hoodensis, ante la evidente recuperación de las condiciones del hábitat y de la población de tortugas en Española.

El director del Parque Nacional Galápagos, Jorge Carrión, explicó este viernes a Efe que actualmente el archipiélago tiene sólo el 15 por ciento del número inicial de tortugas, estimado en 400.000 individuos, de quince especies originales. En Española hay varios animales, como iguanas y lobos marinos, piqueros pero la presencia de las tortugas es indispensable para la supervivencia de otras especies, como los albatros.

Esas aves requieren características especiales para llegar o despegar y, precisamente son las tortugas las que abren espacios. "En ausencia de las tortugas, las plantas leñosas invaden rápidamente y no dejan espacio para anidación de aves", señaló Carrión. Anteriormente a la creación del Parque Nacional Galápagos, en 1959, varios especímenes se sacaron de ese archipiélago con fines científicos, entre ellos Diego, cuya repatriación de EEUU se concretó en 1976.

Ese año lo reclutaron para el programa de reproducción de las tortugas de caparazón tipo montura. Diego está actualmente en "buen estado de salud", aseguró Carrión y destacó el apoyo de esa tortuga para restaurar la población en Española, pero subrayó que también sería negativo si todas las tortugas fueran descendientes de ese gran reproductor.

"De ley necesitamos otros especímenes que no provengan de Diego para que la variabilidad genética de las tortugas de Española sea saludable e inclusive se pueda incrementar", indicó el funcionario. Diego está en cuarentena para su retorno a Española, 80 años después de haber salido de allí. Carrión explicó que en Santa Cruz hay plantas que no existen en Española y se necesita que Diego "se libere de cualquier semilla o planta que haya ingerido pues no queremos que las plantas de aquí se dispersen hacia Española" lo que tendría un impacto negativo para la zona

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING