Lunes, 23.10.2017 - 04:53 h

Aterradoras cifras de la violencia de género entre los jóvenes con los que Urra saca los colores a los padres

En su nuevo libro recoge datos aterradores como: El 32% de los jóvenes conciben los celos como una prueba inequívoca de amor, el 25 por ciento de las chicas ha sufrido violencia psicológica de control...

Recuerda a los padres que hay que enseñar a los niños en la frustración para cuando se enfrenten a una ruptura sepan a lo que se enfrentan o no intenten caer bien a todo el mundo porque lo normal es no hacerlo.

Ruptura entre jóvenes

Alrededor del 20% de las víctimas de violencia de género en España son menores de edad, según el psicólogo y exdefensor del Menor Javier Urra, que recoge este dato en su nuevo libro, ‘Primeros Auxilios emocionales para Niños y Adolescentes'.

Urra indica que el problema de la violencia de género “tiene muy mal pronóstico en España, puesto que no estamos tratando el tema con los niños”.

“A diferencia de lo que se pueda creer, este es un fenómeno que afecta más a los jóvenes que a los mayores”, y todo indica que no disminuirá en los próximos años”, sentencia. 

“El 25 por ciento de las chicas ha sufrido violencia psicológica de control y el 32 por ciento de los jóvenes de hoy conciben los celos como una prueba inequívoca de amor”, agregó este experto, que en la actualidad dirige el programa Recurra-Ginso para padres e hijos en conflicto.

“Muchas adolescentes con las que trabajo en el programa señalan que se acuestan con sus novios aunque no quieren hacerlo, porque si no se irán con otra”, afirmó Urra.

A su juicio, “estamos en las mismas que cuando yo era joven, pero peor”, y es que “muchas chicas siguen siendo educadas como princesitas, esperando ahora a ‘un malote’ (en lugar del príncipe a caballo) que les proteja”.

A ello hay que agregar “una mayor permisividad hacia los abusos sexuales que se producen en lugares de ocio asociados al consumo de alcohol y de drogas” entre los adolescentes, subrayó.Educar en el respeto y enseñarles a vivir con la frustración

Según Urra, la clave para erradicar la violencia de género es educar a los niños en el respeto hacia el otro y en la aceptación de la frustración y, por tanto de la ruptura, algo que a su juicio “no se está haciendo en absoluto”.

Recomendó por ello a los padres explicar a sus hijos que “alguna vez en su vida un niño no querrá ser amigo suyo (no importa por qué razón) y que no pasa nada, que deben aceptarlo y respetarlo, pues es su libertad”.

“También hay que decirles que es posible que alguna vez no les inviten a algún cumpleaños o que sus amigos queden sin avisarles”.

“Si contamos a nuestros hijos que estas cosas pueden pasar y que, aunque dan rabia, han de aceptarse, estamos preparándoles para afrontar que en el futuro alguien les deje de querer”. “Es una cuestión de respeto, que va más allá de la educación en igualdad”, señaló.

Esto hubiera ayudado y mucho a esos padres que fueron a visitar a su hija adolescente al hospital cuando había intentado suicidarse. La joven, en lugar de recibirles con los brazos abiertos les gritó e invitó a abandonar la habitación. Lo único que les echaba en cara, no haberla enseñado a enfrentarse a la frustración el día que el novio decidió dejarla.

En su libro, Urra aborda los principales trastornos psicopatológicos que los niños y adolescentes padecen hoy en día (tendencias suicidas, violencia de género, abusos sexuales, adicción a sustancias, acoso escolar, violencia filioparental y captación por células yihadistas), y ofrece una serie de consejos para detectar estos comportamientos y hacerles frente.

Entre las propuestas cita visitar con los hijos a familiares enfermos (u hospitales infantiles); hablarles sobre la muerte; enseñarles a demorar satisfacciones (no comprarles todo lo que pidan); enviarles de campamento a edades tempranas, o pasear por el campo con ellos.

El 20% de los niños y adolescentes desarrollan algún tipo de trastorno psicopatológico, y según datos de la OMS, el 70% de las muertes prematuras en adultos se deben a conductas nocivas iniciadas durante la adolescencia.

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios