Jueves, 23.11.2017 - 12:37 h

Lize Spit presenta 'El deshielo': "La gente en los pueblos sacrifica los secretos de los demás para poder ser alguien"

La escritora belga Lize Spit ha presentado, este miércoles 27 de septiembre en Madrid, su primera novela 'El deshielo' (Editorial Seix Barral) que, con más de 170.000 ejemplares vendidos en Bélgica, cruza la frontera para contar una historia que ofrece un "retrato despiadado de la crueldad adolescente" y que gira entorno a la idea de la negligencia en las amistades en los pueblos pequeños.

Lize Spit presenta 'El deshielo': "La gente en los pueblos sacrifica los secretos de los demás para poder ser alguien"

"Este libro trata de como de como la amistad puede transformarse en crueldad cuando se le niega el cuidado y sobre como ocurren las cosas malas cuando las personas buenas miran hacia otro lado", ha declarado la autora en rueda de prensa para apuntar que "la crueldad se hace posible porque en los pueblos la gente sacrifica los secretos de los demás para poder ser alguien".

Spit, que nació y pasó su adolescencia en un pequeño pueblo de Bélgica, ha basado la historia en su pueblo natal como modelo para desarrollar la trama, así como parte de su vida y de sus relaciones interpersonales, aunque sin llegar a ser una autobiografía. "Es un libro muy personal, necesitaba contar cosas sobre las que ya sabía", ha señalado.

Así, el libro está basado en los años noventa en la pequeña ciudad de Bovenmeer y cuenta la historia de Eva, una niña con unos padres depresivos y alcoholizados, algo que hace que se vuelque en la amistad con sus compañeros. Sin embargo, al llegar a la adolescencia, los chicos encuentran maneras crueles de diversión, y Eva debe elegir unirse a ellos o traicionar su amistad. Transcurridos trece años de ese último verano, la protagonista vuelve al pueblo con un bloque de hielo en el maletero de su coche dispuesta a ajustar cuentas con el pasado.

EL PUEBLO COMO PERSONAJE PRINCIPAL

"Cuando lees este libro también eres parte de la historia porque no puedes hacer nada para evitar las cosas malas que ocurren", ha expresado. Según ha explicado, uno de los personajes principales de la novela es el pueblo en sí mismo.

"Una de las cosas que he aprendido es que a las personas en los pueblos les gusta hablar más las unas de las de las otras que las unas con las otras", ha expresado, algo que, a su juicio, ha hecho que su libro acabe "de una manera tan brutal".

En este sentido, ha matizado que en cuanto a los personajes ha hecho un "copia-pega" sin llegar a ser "reales del todo". "Era bizarro porque llegaban periodistas al pueblo preguntando a los vecinos si eran X personaje y la gente hasta se disculpaba por no ser parte de la ficción", ha añadido.

Para ella, existe un paralelismo entre la protagonista y ella misma puesto que ambas vuelven al pueblo con "algo entre las manos". "En el libro Eva vuelve con un bloque de hielo y sed de venganza, en mi caso vuelvo con el libro que refleja parte de su realidad", ha relatado.

ESCRITORA E HIJA ENFRENTADAS

"Cuando escribía el libro tenía dos voces en mi cabeza, la de la escritora, que me decía que utilizase cosas de mi vida real, y la de la hija, que me decía que no lo hiciera. Fue una lucha de ambas partes", ha explicado para añadir que le enseñó el libro a sus padres cuando ya estaba publicado para no sentirse "condicionada".

En cualquier caso, Spit ha precisado que a su juicio "el problema no está tan relacionado con las cosas sobre las que escribió sino con las cosas sobre las que no escribió". "He utilizado partes de mis padres, pero hay otras muchas que no. Eso también me entristece porque es verdad que no todo el mundo es o malo o bueno, sino una mezcla de ambas cosas", ha expresado.

En este contexto, ha aseverado que no fue "un periodo fácil", ya que "tuvo que enfrentarse a todas esas personas del pueblo". "Mi madre en cuanto se leyó el libro me llamó y me dijo "espero que tengas un buen abogado, porque la gente del pueblo va a estar muy disgustada cuando lea esto que has escrito sobre ellos"", ha relatado.

Asimismo, ha explicado que el libro es importante puesto que gracias a él ha conseguido "ganar la libertad para poder escribir lo que ella quiera sin tener en cuenta opiniones" y "encontrar su voz". "Tengo sentimientos encontrados puesto que también me siento triste. Mi sensación es que me he convertido en alguien a expensas de contar historias sobre la tristeza de los demás", ha concluido.

Ahora en portada

Comentarios