Martes, 17.10.2017 - 12:14 h

La situación del pueblo gitano en Málaga en el siglo XVII protagoniza un documento expuesto en Archivo Municipal

El Archivo Municipal de Málaga, dentro de su ciclo de microexposiciones, 'Un siglo en doce meses', expone actualmente un documento relacionado con la situación del pueblo gitano en la Málaga del siglo XVII.

El ejemplar seleccionado está fechado en 1620 e inserto en el volumen 11 de la denominada Colección de Originales. En este documento, el rey Felipe III autoriza a Francisco Ximénez, de raza gitana y avecindado en la villa de Linares, a que pueda trasladarse a la ciudad de Málaga de acuerdo a las disposiciones de la Pragmática de 1619 y ordena a los justicias de los lugares por los que pasase con su familia y bagajes no los molestasen ni agraviaran.

Este original estará expuesto junto a su transcripción y un estudio general del mismo, donde se explica el contexto y la historia de este colectivo en esta época, según ha informado el Ayuntamiento de Málaga en un comunicado.

Estará expuesto en la Sala de Lectura del Archivo Municipal hasta el día 28 de abril y podrá visitarse en su horario de apertura: lunes y viernes de 09.30 a 19.30 horas; y martes, miércoles y jueves de 09.30 a 14.30 horas.

El pueblo gitano llegó a España a partir del siglo XV. En esos momentos no se producen conflictos con los gitanos, pero esta situación va a cambiar como consecuencia de la política de homogeneización social, política y religiosa de los Reyes Católicos, que promulgarán una Pragmática en 1499 contra ellos.

En ella se les daba un plazo de dos meses para su integración, debían vivir en un domicilio fijo, adoptar un oficio y abandonar su forma de vestir y costumbres, bajo pena de expulsión o esclavitud.

En el siglo XVI los gitanos comienzan a asentarse en los arrabales de las ciudades. Algunos se dedican, entre otras tareas, a vender caballerías y a comerciar en las ferias y mercados. Durante el siglo XVII se intenta la integración social de los gitanos pero también con restricciones.

La crisis económica que vivía España y la despoblación que sufría, ocasionada por la expulsión de los moriscos, va a motivar que se evite su expulsión del reino. Así que se ordena que se asienten y que convivan con el resto de los vecinos de las ciudades.

El ejemplar seleccionado está fechado en 1620 e inserto en el volumen 11 de la denominada Colección de Originales. En este documento, el rey Felipe III autoriza a Francisco Ximénez, de raza gitana y avecindado en la villa de Linares, a que pueda trasladarse a la ciudad de Málaga de acuerdo a las disposiciones de la Pragmática de 1619 y ordena a los justicias de los lugares por los que pasase con su familia y bagajes no los molestasen ni agraviaran.

Este original estará expuesto junto a su transcripción y un estudio general del mismo, donde se explica el contexto y la historia de este colectivo en esta época, según ha informado el Ayuntamiento de Málaga en un comunicado.

Estará expuesto en la Sala de Lectura del Archivo Municipal hasta el día 28 de abril y podrá visitarse en su horario de apertura: lunes y viernes de 09.30 a 19.30 horas; y martes, miércoles y jueves de 09.30 a 14.30 horas.

El pueblo gitano llegó a España a partir del siglo XV. En esos momentos no se producen conflictos con los gitanos, pero esta situación va a cambiar como consecuencia de la política de homogeneización social, política y religiosa de los Reyes Católicos, que promulgarán una Pragmática en 1499 contra ellos.

En ella se les daba un plazo de dos meses para su integración, debían vivir en un domicilio fijo, adoptar un oficio y abandonar su forma de vestir y costumbres, bajo pena de expulsión o esclavitud.

En el siglo XVI los gitanos comienzan a asentarse en los arrabales de las ciudades. Algunos se dedican, entre otras tareas, a vender caballerías y a comerciar en las ferias y mercados. Durante el siglo XVII se intenta la integración social de los gitanos pero también con restricciones.

La crisis económica que vivía España y la despoblación que sufría, ocasionada por la expulsión de los moriscos, va a motivar que se evite su expulsión del reino. Así que se ordena que se asienten y que convivan con el resto de los vecinos de las ciudades.

Ahora en portada

Comentarios