Lunes, 20.11.2017 - 10:57 h

El MNCN y el Jardín Botánico lanzan la primera fase de la exposición 'Mutuamente' sobre plantas y animales en el bosque

El MNCN y el Jardín Botánico lanzan la primera fase de la exposición 'Mutuamente' sobre plantas y animales en el bosque

En este sentido, han indicado que se trata de un proyecto multidisciplinar, fruto de la colaboración entre los investigadores Mario Díaz y Pablo Vargas, del Museo y el Jardín respectivamente, que trata de fortalecer las relaciones entre dos centros de investigación similares entre sí.

La exposición pretende mostrar de forma didáctica cómo funcionan las interacciones entre diferentes plantas y animales. Así, aprovechando las especies vegetales presentes en los jardines, se ha preparado una escultura a tamaño real de los distintos animales que interactúan con la especie vegetal.

"La idea es sencilla. El visitante podrá ver tanto la planta como la imagen real de los animales para, más adelante, poder buscarlos en jardines, parques, o en el campo fijándose en cómo se relacionan con las plantas que por allí viven", ha explicado el investigador del MCNN Mario Díaz.

ARRAYÁN, MYRTUS COMMUNIS O RATONES

Así, en la primera fase de la exposición, diseñada para ser instalada en exteriores, han trabajado con el mirto o arrayán, Myrtus communis, y sus dispersores -la curruca capirotada, Sylvia atricapilla, el zorro, Vulpes vulpes y hormigas del género Messor-, y con las plantas cuyos frutos son las bellotas (encinas, Quercus ilex, robles, Quercus quercus, etc.) y los animales que las mueven -arrendajos, Garrulus glandarius, y ratones de los géneros Apodemus y Mus-.

Además de las figuras, que estarán presentes tanto en el Jardín Botánico como en el jardín mediterráneo del MNCN, se han preparado talleres educativos que completan la información que ofrece la exposición con un recorrido que muestra animales que dispersan semillas y que están presentes en la exposición Biodiversidad del MNCN.

"Con este trabajo queremos dar a conocer las interesantes interacciones que se producen entre animales y plantas a través de una rigurosa divulgación científica como herramienta indispensable para la conservación, porque conocer es conservar nuestro patrimonio biológico", ha concluido el investigador del RJB Pablo Vargas.

Ahora en portada

Comentarios