Malestar entre algunos damnificados de Lorca por las condiciones del nuevo campamento

  • Las condiciones del nuevo campamento unificado de damnificados por los terremotos de Lorca ha generado malestar entre algunos de los evacuados por motivos como la lejanía del casco urbano o la superficie de arena sobre la que se han instalado algunas de las tiendas. El alcalde, por su parte, asegura que hay grupos de personas que convocan reuniones para crispar a los ciudadanos.

Termina el traslado de los damnificados de los terremotos al nuevo campamento
Termina el traslado de los damnificados de los terremotos al nuevo campamento
lainformacion.com

Las condiciones del nuevo campamento unificado de damnificados por los terremotos ha generado malestar entre algunos de los evacuados por motivos como la lejanía del casco urbano o la superficie de arena sobre la que se han instalado algunas de las tiendas. El consejero de Justicia y Seguridad Ciudadana, Manuel Campos, ha explicado a la prensa que se van a coordinar medios de transporte para que puedan acudir al trabajo y los niños vayan a la escuela.

Sobre el otro asunto, ha dicho que se trata de cuestiones "mínimas" y peticiones que no siempre son correctas, pues no se puede permitir que los que llegan elijan la ubicación, sino que se les asigna. "Todos debemos comprender la situación en que se produce y lo importante es que todos tengan cama y cena cada noche", ha dicho el consejero después de visitar unas tiendas, instaladas sobre pistas de tenis, aunque no las del campo de fútbol.

Varios ecuatorianos han lamentado la distancia del campamento, en el extrarradio de la ciudad, pues esto les dificultaría ir a trabajar y realizar otras actividades cotidianas en la ciudad, según han señalado a Efe.

El nuevo campamento, en la zona deportiva de La Torrecilla, está a once kilómetros del que era hasta ahora el principal de los instalados provisionalmente, situado en el recinto ferial de Santa Quiteria.

Un grupo de marroquíes ha protestado por la situación de sus tiendas, en un campo de fútbol de arena, sobre todo porque este suelo y el polvo que levanta es "insalubre" para los niños.

Gente que crispa a los lorquinos

El alcalde de Lorca, Francisco Jódar, ha denunciado hoy la actuación de "individuos" que convocan reuniones con vecinos de la ciudad damnificados por los terremotos del pasado miércoles para trasladarles "falsedades"con el objetivo de "crispar" a la sociedad lorquina. En rueda de prensa, Jódar ha dicho que esas personas, que no ha identificado, "pero entre las que se encuentran hombres y mujeres", han centrado su actuación en el barrio de San Cristóbal.

Ha afirmado que frecuentan portales, llaman a las puertas de las casas y convocan a reuniones en las que ofrecen información sobre las consecuencias de los seísmos o sobre las ayudas para los damnificados divergentes de las que ofrece el ayuntamiento.

Según Jódar, esas informaciones, junto a "falsas alarmas" sobre la posibilidad de nuevos terremotos,"en nada ayudan para que vuelva la normalidad a la ciudad" a la que "intentan crispar" con el mensaje de que el consistorio ya ha recibido 35 millones de euros"que no quiere poner a disposición de los perjudicados".

Jódar ha pedido a los lorquinos "que no se fíen ni hagan el más mínimo caso a personas que únicamente pretenden crispar" a la sociedad en momentos en los que "la calma y la tranquilidad es absolutamente necesaria para seguir en el proceso de normalización".

Al respecto, ha señalado que los ciudadanos sólo deben hacer caso a las informaciones que en los medios de comunicación "ofrecen las personas cualificadas, las autoridades o los técnicos". El alcalde no ha personificado sus acusaciones, y solo ha reiterado su deseo de mantener "la paz social" ante la catástrofe y su compromiso de no usar los terremotos como arma electoral.

Más demoliciones

Tres edificios de La Viña y Alfonso X, dos de los barrios más afectados por los seísmos, serán demolidos este miércoles por orden de los expertos en estructuras del llamado Grupo Cero, que los ha sometido a seis revisiones en las últimas horas.

El Ayuntamiento de Lorca ha informado de que los edificios que serán demolidos a primera hora son el Princesa, que ocupa los números 51 y 53 de la calle Carretera de Granada, en el barrio de La Viña, y otro ubicado en el número 3 de la calle Benemérita, muy cerca del cuartel de la Guardia Civil, en la calle Alfonso X El Sabio.

El Grupo Cero ha optado por el derribo "tras varios intentos por consolidar los edificios y hacer lo imposible por su mantenimiento", han añadido desde el consistorio lorquino.Se da la circunstancia de que ayer se desplomó el edificio Grial, en La Viña, cuando los bomberos, supervisados por los especialistas del Grupo Cero, integrado por arquitectos, ingenieros y aparejadores expertos en estructuras, intentaban iniciar los trabajos para su demolición controlada. Su caída no provocó heridos, pero sí daños a la iglesia de Cristo Rey, situada en las inmediaciones del inmueble vitalmente afectado por los terremotos.

Según la información facilitada por el consistorio, los edificios en código rojo-rojo son 17, y su sostenibilidad estaba garantizada tras los trabajos de apuntalamiento, por lo que, hasta ahora, la posibilidad de nuevas demoliciones controladas quedaba descartada.

Rachid, de 35 años, ha explicado que su mujer acaba de tener un bebé en Murcia, pero que él no va a consentir que vengan a este lugar cuando les den el alta, sino que quiere una solución ya.

Omar, de 24, por su parte, pide que vaya el alcalde a ver el lugar y que el vivirá allí si la principal autoridad municipal también lo hace.

Mostrar comentarios