Miércoles, 22.11.2017 - 16:18 h

Desarticulan una red que controlaba la prostitución callejera en Estepona

Málaga, 26 nov (EFE).- Una organización que se dedicaba a controlar la prostitución callejera en Estepona (Málaga) ha sido desarticulada gracias a la denuncia de un ciudadano que alertó del secuestro de su pareja sentimental, víctima de los proxenetas, con la que convivía en Alemania.

Desarticulan una red que controlaba la prostitución callejera en Estepona

Málaga, 26 nov (EFE).- Una organización que se dedicaba a controlar la prostitución callejera en Estepona (Málaga) ha sido desarticulada gracias a la denuncia de un ciudadano que alertó del secuestro de su pareja sentimental, víctima de los proxenetas, con la que convivía en Alemania.

La operación se ha saldado con la detención de diez personas y la liberación de nueve mujeres, en su mayoría captadas por el método llamado "Lover Boy", en que el proxeneta "enamora" a la víctima en su país de origen con falsas promesas de un futuro común y la convence para viajar al extranjero, donde es obligada a prostituirse.

La investigación tuvo su origen en una alerta emitida por las autoridades alemanas a través de la oficina central de Interpol España, en la que se solicitaba la colaboración para el esclarecimiento del secuestro de una ciudadana rumana residente en Alemania, según un comunicado remitido hoy por la Policía Nacional.

De forma paralela se recibió una denuncia en la Comisaría de Estepona de un turco que aseguraba que habían secuestrado a su pareja con la que vivía en Alemania.

Ésta se había puesto en contacto telefónico con el denunciante y le había comunicado que un hombre la había introducido por la fuerza en un coche y la había trasladado hasta España, donde la estaba obligando a ejercer la prostitución.

Las autoridades alemanas informaron a la Policía de que la joven, que ya había sido explotado en 2011 por la misma organización, había sido localizada en Estepona por su pareja, quien se hizo pasar por un cliente y que se la llevó de nuevo a Alemania.

La mujer narró a los agentes alemanes que once meses ya había estado en Málaga ejerciendo la prostitución explotada por su pareja de entonces, un rumano que le propuso trasladarse hasta Alemania, donde siguió prostituyéndose y donde conoció a otro hombre, y decidió dejar su relación con el primero.

Según la investigación, cuando su expareja localizó a la chica la obligó a subir a un vehículo en el que fue trasladada hasta Estepona, donde le quitaron el teléfono móvil, la encerraron en una casa y después la obligaron a prostituirse.

La víctima logró días después contactar con su actual pareja, que viajó a España, la localizó y regresó con ella a Alemania, lo que permitió a los policías españoles identificar a los principales miembros del grupo investigado, que controlaban la prostitución en la zona de Estepona y San Luis de Sabinillas.

La organización tenía perfectamente definidos los roles: algunos miembros ejercían como chóferes para trasladar a las víctimas a los lugares en los que eran obligadas prostituirse y otros actuaban como "controladores" de las mujeres, que eran sometidas a agresiones, amenazas y vejaciones.

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios