OFRECIDO POR ENDESA
Koldo Muruzabal en las oficinas de Endesa.
Koldo Muruzabal en las oficinas de Endesa.
ELENA BUENAVISTA

Koldo Muruzabal (Endesa): “Hay que hacer un uso más racional de la energía y reducir las emisiones”

El Director de Marketing de Endesa habla sobre la nueva forma de facturación de la electricidad que ha entrado en vigor este mes, ofreciendo consejos prácticos y algunas claves para sacarle partido

El pasado 1 de junio entró en funcionamiento la nueva factura de la luz, que deberán aplicar todas las compañías que la comercializan en España. En ella se establecen precios distintos, en función del horario en el que se realice el consumo. Impulsada desde la CNMC y el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, plantea muchas preguntas en los clientes que tratamos de contestar con ayuda de Koldo Muruzabal, el Director de Marketing de Endesa

¿Quiénes han diseñado el nuevo modelo de facturación y por qué se ha cambiado ahora?

La definición del nuevo modelo corresponde a la CNMC [Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia] junto con el Ministerio de Transición Ecológica. Comenzó en 2019 y se ha sometido a un proceso de audiencia pública en el que han participado no solo las eléctricas, sino también asociaciones de consumidores, asociaciones industriales, etc, en un proceso muy participativo que terminó el día 1 de junio, que es cuando entró en vigor.

¿Qué relación hay entre la subida de precios de la luz que se está registrando en las últimas semanas y la nueva tarifa?

Han coincidido en el tiempo, pero no están relacionadas. Por lo que respecta al cambio de peajes, tal y como está diseñado, afecta a unos u otros en función de su forma de consumir: si utilizas la energía en las horas valle, bajará lo que pagues y, si haces uso en horas punta, subirá.

La subida de precios de la electricidad de las últimas semanas tiene que ver con los mercados internacionales del petróleo y del gas, y con la subida de los derechos de emisión de CO2. Al coincidir con la entrada en vigor del cambio de peajes, la sensibilidad a todo ello es mayor, pero no guardan relación lo uno con lo otro.

¿Qué le parece la bajada del IVA de la luz anunciada por el Gobierno?

Es una medida positiva, porque los impuestos tienen un peso muy importante en la factura final que pagan los ciudadanos. Ahora se ha anunciado tanto la rebaja temporal y condicionada del IVA, así como la supresión temporal del impuesto sobre la producción eléctrica, dos medidas que, aunque temporales, son positivas para el cliente doméstico.

Además, con la creación del Fondo Nacional de Sostenibilidad del Sistema Eléctrico (FNSSE) ya habían manifestado que querían tocar algunas cargas en relación con el proceso de transición ecológica y derivarlas hacia otro tipo de agentes que son más contaminantes que la energía eléctrica.

Este esquema de tarifas, ¿supone un avance hacia un nuevo modelo de consumo más sostenible?

Creo que no se ha hablado suficiente de la razón última de este cambio tarifario: la descarbonización requiere un mayor uso de tecnologías con menos emisiones de CO2 y una producción con medios más sostenibles, como las renovables. Esto lleva a una mayor utilización de la energía eléctrica y, si queremos tener un desarrollo sostenible, no se puede crecer de manera indiscriminada en las líneas de transporte de la electricidad o las plantas de generación.

Si se quiere conseguir esa electrificación sin inversiones extraordinariamente elevadas, lo que hay que hacer es un uso más racional de la energía. En las horas valle se consume muchísima menos electricidad. Si de alguna manera se consigue trasladar cierto uso a esas horas, sea industrial o personal, como por ejemplo la recarga del vehículo eléctrico, se logrará a la vez una reducción de las emisiones y una optimización del uso de las redes y la capacidad de generación, reduciendo la necesidad de nuevas inversiones, que al final terminarían repercutiéndose en la factura de una u otra manera.

Ese es el preámbulo a una ley de este tipo, que afecta a la forma de consumir. Lo mismo que nos estamos acostumbrando a reciclar y a utilizar más productos reciclados, también tenemos que ir haciendo adaptaciones en el consumo de energía.

“Lo mismo que nos estamos acostumbrando a reciclar, también tenemos que ir haciendo adaptaciones en el consumo de energía”

¿Cómo afecta la nueva factura si estás en el mercado libre o en el regulado?

En el mercado regulado, el cliente solo tiene un tipo de tarifa. En este caso se junta que los precios se fijan horariamente en función del mercado mayorista (un hecho que no sucede en otros países europeos), con este nuevo esquema de peajes. Por lo tanto, el consumidor tiene que estar mucho más pendiente de cuál es la situación en el mercado y su propia situación a la hora de consumir la electricidad.

En el mercado libre, es el cliente el que llega a un acuerdo directo con la comercializadora, porque tiene capacidad de negociar y de elegir el tipo de producto que más se adapta a sus necesidades, por precio o por comodidad. Hay tarifas en las que sí tendrá que estar pendiente de la hora a la que consume, pero en otras ya se contempla que tenga el mismo precio a cualquier hora.

El Director de Marketing de Endesa, Koldo Muruzabal.
El Director de Marketing de Endesa, Koldo Muruzabal.
ELENA BUENAVISTA

¿Cómo se está asesorando a los clientes? ¿Cuáles sería sus recomendaciones para sacarle el mayor rendimiento y ahorrar en el recibo?

Desde Endesa hemos informado a todos los clientes de cuáles son las nuevas circunstancias y en qué consisten los peajes y los horarios. Además, disponemos de herramientas específicas como Infoenergía, que permite un asesoramiento continuo sobre la forma en la que están consumiendo y da pautas para ahorrar.

Dependiendo de si el cliente está registrado en esta herramienta o no, tendrá un nivel de asesoramiento mayor. Si solo tenemos los datos básicos del suministro, serán consejos generales como no bajar en exceso la temperatura del aire acondicionado, porque cada grado te puede suponer un 10% más de consumo. Pero si el cliente explica cuántas personas viven en la casa, a qué horas están en el hogar o qué tipo de electrodomésticos tienen, entonces los consejos van a ser mucho más personalizados y podremos indicar, por ejemplo, cuál es la potencia más adecuada (que al final es otra forma de ahorrar) o si le conviene cambiar algún electrodoméstico por otro más eficiente. Por lo tanto, tenemos una gama muy amplia de asesoramiento al cliente disponible en todos nuestros canales de contacto.

¿En cuánto dinero repercute el nuevo esquema, al alza o a la baja, en una factura media de una familia?

Va a depender mucho del tipo de tarifa que tengan. Por ejemplo, si tenían ya discriminación horaria, en dos períodos y con dos precios distintos; si es una casa más de fin de semana… Hay multitud de circunstancias sobre las que podemos calcular, con la herramienta de la que hablábamos, cuál será la repercusión en su factura.

Sí podemos dar algunas pistas. La gente que antes no tenía discriminación horaria apenas va a notar esa repercusión. Pero los clientes que tenían dos períodos, como una tarifa nocturna de 23:00 h de la noche a 13:00 h del mediodía, ahora que la tarifa más barata se acaba a las 8:00 h de la mañana, tendrán más con precios más altos y sí lo van a notar. ¿Cuánto puede representar? Dejando a un lado el efecto de la subida de los precios mayoristas, podría suponer como mucho un 8 o un 10% más de lo que estaba pagando habitualmente en la parte de consumo.

Pero hay algo de lo que no se habla mucho y es que el precio de la potencia contratada ha bajado en todos los tramos y, además, durante la noche es aún más barata. Esta parte de la factura hasta el 1 de junio podía representar del 25% al 40% de una factura media.

Por lo tanto: el coste en la parte fija va a bajar en todos los casos y en la parte variable (ligada al consumo) puede que suba o baje, dependiendo de lo que tuviera contratado anteriormente y de cuánto se adapte el consumo a las nuevas franjas horarias.

No me atrevo a dar una cifra concreta, pero, sin ninguna duda, para un cliente medio y que no cambie mucho sus costumbres, va a tener mucha más repercusión en la factura la evolución del precio mayorista, es decir, cuánto cuesta producir la electricidad, que el efecto del cambio de peajes.

“Va a tener mucha más repercusión en la factura la evolución del precio mayorista que el efecto del cambio de peajes”

Para una persona que esté teletrabajando y quiera, por ejemplo, encender el aire acondicionado en su horario de oficina este verano, ¿hay alternativas?

En el caso de Endesa, tienes la tarifa Única y la tarifa One con precios estables. En la One, pagarás más o menos dependiendo de lo que consumas. En el caso de la Única, se establece un precio fijo mensual, como si fuera una cuota plana, en función de tu patrón de gasto del último año; es decir, no hay una cuota universal, sino que se estudia caso por caso. Lo bueno es que así ya sabes todos los meses lo que va a pagar.

Con esta tarifa la ventaja es que mientras consumas de forma razonable, si en un momento determinado tienes que consumir más porque vienen visitas, hace calor o tienes más trabajo, no pasa nada porque no vas a pagar más.

¿Para qué perfil de clientes se recomiendan las tarifas fijas?

Para cualquiera, pero especialmente para los que buscan un factor de tranquilidad y quieren saber que cada mes van a pagar exactamente lo mismo. También puedes establecer qué día de cada mes quieres que te pasen la factura, con lo cual ya puedes saber cuándo y cuánto vas a pagar. Al final tienes una tranquilidad y una comodidad que no te ofrecen otras tarifas, y no tienes que estar pendiente de si hacer el consumo a unas horas u otras.

¿Cómo puedo saber qué potencia debería tener en casa?

Con la tarifa nueva están establecidas dos potencias, una para el valle y otra para el resto del día. Pueden ser distintas, pero lo que se suele recomendar es ajustar al máximo la potencia de día y tener más holgura en la potencia de noche. Poca gente va a cocinar o planchar durante la noche, está más pensando para quienes tienen un coche eléctrico y necesitan esa potencia extra; o para quien disponga de termos eléctricos u otros sistemas de acumulación o utilice aerotermia, uno de los sistemas que van a venir en los próximos años, y que emplea bombas de calor para generar agua caliente o climatizar la casa…

Las distribuidoras dan acceso a los datos de la potencia que han ido demandando sus clientes a lo largo del tiempo y las comercializadoras tenemos herramientas que hacen una recomendación adecuada a las pautas de consumo de cada persona.

Su cálculo no solo depende de cuántos aparatos tengamos enchufados a la vez, sino de la potencia que están demandando en ese momento. Por ejemplo, cuando más consume el horno es en los primeros minutos de calentamiento hasta alcanzar la temperatura marcada; luego la resistencia se va encendiendo o apagando para mantenerla. Si nada más encenderlo te pones a planchar y enchufas el aire acondicionado y la lavadora… llegarías al máximo. Pero si el horno lleva un rato encendido y la plancha ya está caliente, vas a poder cocinar sin que te salten los plomos. Por eso siempre es aproximada la potencia que uno necesita y se recomienda tener un poco más por si acaso se dan esos picos de consumo. En una casa normal, entre 3,5 y 5,5 kW es una potencia más que razonable, pero tendrás que subir si tienes aire acondicionado o un coche que recargar por la noche. Solemos recomendar ajustarla bien.

Koldo Muruzabal, en la sede madrileña de Endesa
Koldo Muruzabal, en la sede madrileña de Endesa
ELENA BUENAVISTA

¿Hay costes para cambios de potencia si descubro que, al aprovechar las horas valle, se me queda corta y me saltan los plomos?

Se puede cambiar dos veces al año de forma gratuita, según dice la normativa. Pero si se aumenta la potencia puede ocurrir que la distribuidora cobre lo que se conoce como derechos de acceso. Por eso hay que analizar bien las necesidades que tenemos antes de bajarla, por si luego al volver a subirla tienes que pagar algún tipo de derecho o recargo.

¿En qué más nos puede ayudar Infoenergía?

Esta es una herramienta que lanzó Endesa hace años, que acompaña las facturas de todos los clientes en mercado libre con una serie de consejos genéricos. Además, a diferencia de otras parecidas, Infoenergía ha utilizado algoritmos de inteligencia artificial para manejar toda la información disponible de millones de clientes, de manera que no te compara con patrones generales sino con otras personas que tienen unas pautas de consumo similares a las tuyas: una casa de tamaño parecido que es primera residencia, en una zona con unas condiciones climáticas iguales, etc.

“Infoenergía aplica inteligencia artificial y te compara con otras personas
que tienen unas pautas de consumo similares a las tuyas”

Lógicamente, si estás entre el 10% que más consume, tienes mucho recorrido para bajar tu factura. Y si estás en el que menos, será muy difícil que puedas mejorar lo que estás consumiendo porque ya lo tienes muy ajustado. La idea es ayudarte a optimizar la potencia que tienes y a que hagas un uso más eficiente de la energía con consejos específicos. Puedes pasar del mínimo de asesoramiento que viene en la factura a los consejos más personalizados si te registras e introduces tus datos. Todo esto de manera gratuita.

REALIZADO POR BLUEMEDIA STUDIO
Este contenido ha sido elaborado por BLUEMEDIA STUDIO, unidad Branded Content de Henneo.