Lunes, 20.01.2020 - 16:52 h

Martinelli viaja a Nueva York para asistir a la Asamblea General de la ONU

El presidente de Panamá, Ricardo Martinelli, viajó hoy a Nueva York para hablar el próximo miércoles en la Asamblea General de la ONU sobre el rechazo de este país al intento de delimitación de las fronteras marítimas de Nicaragua en el Caribe, informó una fuente oficial.

Panamá, 21 sep.- El presidente de Panamá, Ricardo Martinelli, viajó hoy a Nueva York para hablar el próximo miércoles en la Asamblea General de la ONU sobre el rechazo de este país al intento de delimitación de las fronteras marítimas de Nicaragua en el Caribe, informó una fuente oficial.

Un comunicado de la Secretaría de Comunicación del Estado indica que Martinelli también se referirá al buque norcoreano interceptado en este país con un cargamento oculto de armas procedentes de Cuba.

Agrega que la agenda del gobernante panameño comienza mañana domingo con una reunión con el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, sin precisar detalles.

Ese mismo día el mandatario participará en un homenaje de despedida del panameño Mariano Rivera, destacado lanzador cerrador de los Yanquis de Nueva York, quien ha anunciado su retiro del béisbol profesional.

La delegación oficial panameña está conformada por el canciller, Fernando Núñez Fábrega; el ministro de Seguridad, José Raúl Mulino; la viceministra Encargada de Relaciones Exteriores, Mayra Arosemena, el director de Organismos Internacionales, Tomas Guardia, y el embajador de Panamá ante la ONU, Pablo Thalassinos.

Dentro de su agenda en Nueva York, Martinelli también tiene previsto sostener una reunión bilateral con el presidente de Chipre, Nikos Anastasiadis, y asistir a la recepción que ofrece el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, junto a su esposa; a los Jefes de Estado que participan en la Asamblea General de la ONU.

Martinelli también estará presente en el almuerzo ofrecido por Ban Ki-moon en honor a los mandatarios que participan en Naciones Unidas.

El miércoles, el mandatario panameño ofrecerá su discurso en la 68 Asamblea General de la ONU donde destacará, entre otros temas, los informes de los Objetivos del Milenio las cuales evidencian los avances de Panamá de mejorar las condiciones de vida de sus habitantes y la priorización del tema de la pobreza en la agenda nacional, agrega el documento.

Dentro de su discurso, Martinelli hablará del rechazo de Panamá del intento de delimitación de las fronteras marítimas de Nicaragua, así como la detención del buque norcoreano, donde resaltará que Panamá cumplió con su deber como Estado Miembro, subraya el comunicado.

El gobernante panameño dijo esta semana que hablará ante la Asamblea de la ONU y que tratará sobre las pretensiones de Nicaragua de expandir su mar territorial en el Caribe, lo que además de a Panamá afecta a países como Colombia, Costa Rica y Jamaica.

Nicaragua presentó en junio pasado ante la Comisión de Límites de la Plataforma Continental de las Naciones Unidas una solicitud para extender hasta las 350 millas náuticas su plataforma continental.

El Gobierno nicaragüense hizo esa solicitud después de que en noviembre pasado un fallo de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) modificase la frontera marítima entre Nicaragua y Colombia y otorgase a la nación centroamericana una porción en Caribe bajo control colombiano desde 1928.

Panamá firmará junto a Colombia, Costa Rica y Jamaica una carta denunciando el afán expansionista de Nicaragua que será entregada a finales de este mes a Ban Ki-moon.

El gobernante panameño dijo que también hablará en la ONU sobre el caso del barco norcoreano detenido en junio pasado en este país con armas cubanas no declaradas.

El barco se encuentra anclado en una antigua base militar estadounidense en la costa panameña del Caribe, en la que también permanece detenida la tripulación.

La fiscalía de Drogas lleva el caso del buque "Chong Chon Gang", detenido inicialmente por sospecharse que transportaba narcóticos, pero en el registro lo que se halló fue el arsenal de guerra que Cuba dijo le pertenecía, cifró en 240 toneladas y aseguró que estaba "obsoleto" y enviaba a Corea del Norte para su reparación.

El armamento ya fue inspeccionado por un grupo de expertos de la ONU, que en un informe preliminar señaló la violación de las resoluciones que impiden a Corea del Norte importar o exportar cualquier tipo de armamento, según datos oficiales panameños.

Panamá ha dicho que el resultado de la investigación de la ONU "es crucial para definir el destino" de las armas, de las 10.000 toneladas de azúcar cubana bajo las cuales se ocultaron estas, del barco y de la tripulación.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING