Lunes, 09.12.2019 - 17:53 h

España aterriza en Barajas sin el cetro mundial pero con el orgullo intacto

La selección española sub-20, eliminada por Uruguay ayer en cuartos de final del Mundial de la categoría que se disputa en Turquía, aterrizó en Madrid procedente de Estambul sin el título bajo el brazo, con la lesión del portero Dani Sotres, y con el orgullo intacto por la satisfacción de haber confiado en su fútbol para acariciar las semifinales del campeonato.

Madrid, 7 jul.- La selección española sub-20, eliminada por Uruguay ayer en cuartos de final del Mundial de la categoría que se disputa en Turquía, aterrizó en Madrid procedente de Estambul sin el título bajo el brazo, con la lesión del portero Dani Sotres, y con el orgullo intacto por la satisfacción de haber confiado en su fútbol para acariciar las semifinales del campeonato.

El entrenador Julen Lopetegui encabezó una expedición que vivió una larga jornada antes de llegar a España. Desde Bursa, por carretera, llegaron a las orillas del Mar de Mármara, donde cogieron un 'ferry' para alcanzar Estambul. Desde allí, cogieron un vuelo que culminó sin problemas en Barajas.

España no pudo intentar repetir el título de 1999. Un cabezazo de Felipe Cavenatti frenó los intereses de los chicos de Lopetegui. El técnico vasco se quedó sin su doble título, tras lograr el Europeo sub-21 de Israel hace poco menos de un mes.

Nombres como los de Oliver Torres y Jesé Rodríguez sobresalieron por encima del resto. En el Atletico de Madrid y en el Real Madrid esperan tener un hueco. Fueron las dos estrellas de la selección, cuya tercera figura, Gerard Deulofeu, no estuvo a la altura de sus dos compañeros.

Todos estuvieron en Barajas junto a sus compañeros, entre los que destacaba Dani Sotres. El portero del Racing tuvo que abandonar el encuentro de cuartos tras chocar contra el poste después de salvar un gol cantado de Uruguay en el minuto 90. Sufrió una fractura del tabique nasal. Junto a Jairo, cogió un vuelo hacia Santander.

Otros como Denis Suárez o Johny Otto, volaron hacia Vigo, mientras que Lopetegui se quedará unos días más en Madrid, según informó hoy la página web de la Real Federación Española de Fútbol.

Después del partido, el técnico vasco dio sus impresiones sobre el papel de España y se mostró un poco decepcionado por haber perdido una ocasión histórica. "Van a aprender de cómo se ha producido la derrota, ya que aunque merecimos más, esto es el fútbol. No es momento de buscar errores, pero en unos cuartos de final no se pueden perdonar cinco o seis ocasiones", dijo.

"Este equipo no ha merecido perder. Dispusimos de muchas ocasiones ante un gran rival, pero no supimos concretar. Hay que saber perder, felicitamos al rival y punto. Hemos encajado el gol cuando estábamos mejor", sentenció.

Parte de su cuerpo técnico, como el preparador físico Juan Carlos Gómez, el entrenador de porteros Miguel Ángel España o el fisioterapeuta Sergio Ródenas, volverá a viajar hacia Lituania el próximo miércoles 17 de junio con la expedición de los Sub-19 para disputar el Europeo de la categoría.

Entre abrazos de familiares y algunos aficionados, los jugadores españoles se despidieron después de que el pasado 21 de julio iniciaran su aventura en un partido que ganaron a Estados Unidos. Después vencieron a Ghana, a Francia, a México y finalmente cayeron con Uruguay, que evitó que España repitiera el sueño de 1999.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING