Lunes, 20.05.2019 - 15:28 h
Expertos en coaching analizan su adiós

Zidane da una lección de gestión del éxito con su adiós al Madrid... y tiene sentido

El líder del banquillo del equipo blanco demuestra confianza en sí mismo y un alto compromiso con el equipo al marcharse en plena euforia.

Zidane se marcha del Madrid tras liderar un equipo de leyenda
Zidane se marcha del Madrid tras liderar un equipo de leyenda./EFE.

Zidane deja el Madrid tras conquistar su tercera Champions seguida y liderar un equipo histórico. Ha ganado además dos mundialitos y una Liga. Su adiós ha sido una sorpresa mayúscula en el mundo deportivo, aunque Ramos lo insinuara en su día, y pese a que no ha sido el único que se marcha en la cumbre del éxito. El ejemplo de Iniesta es reciente, mientras que el de Pep Guardiola aún se recuerda. La gran diferencia con estos dos casos es que Zidane se marcha en la cumbre total, con el aplauso de directiva, afición y equipo, mientras que el jugador del Barcelona percibe su declive y Pep tenía problemas soterrados con los dirigentes del club. 

¿Qué significa el adiós de Zidane para el Real Madrid? ¿Tiene sentido desde el punto de vista del 'coaching profesional'? La respuesta es sí. María Fernández, experta en liderazgo, coach y autora de 'El pequeño libro que hará grande tu vida' (editorial Alienta), deja claro que "Zidane demuestra que su grandeza no se la debe a su puesto, sino que es él, da igual dónde esté. Le pasa igual que a Iniesta, que aportará un valor añadido en Japón. En el caso de Zidane, demuestra para empezar que no estamos ante una persona insegura, que enlace su valía a un triunfo. Muchos son los que aprovechan el éxito para seguir y como se dice, vivir de las rentas hasta que el triunfo termine. No es un caso, considera que ya ha aportado todo lo que podía al equipo".

Zidane ha explicado en su adiós que no tenía claro que el Madrid fuera a volver a ganar con él al mando. Considera pues, que "el mejor servicio que le puede hacer al club es marcharse ahora. Es una muestra de inteligencia, de dar un último servicio. Irse a tiempo puede ser una nueva victoria. Aporta valor al club y le ahorra vivir su decadencia", explica la experta. 

Miriam Ortiz de Zárate, coach y socia del centro de estudios de Coaching  considera que Zidane ha demostrado con su adiós y aunque parezca una paradoja "un alto compromiso con el equipo". En un grupo de alto rendimiento, como lo es el Real Madrid en el plano deportivo, "el bienestar individual queda relegado por el del conjunto y ahora considera que no puede aportar más. Hace falta mucha autoconfianza para hacer algo así, para dejar el trono". 

Aunque Zidane ya ha dejado claro que se va a tomar un año de descanso, no descarta Ortiz de Zárate que le afecte perder el estatus actual, aunque teniendo en cuenta la trayectoria del personaje queda claro que "sabe quién es y es consciente de que la vida no se acaba en el banquillo del Madrid, cuenta con recursos para afrontar el vacío".

No todos los deportistas o ídolos de masas son capaces de asimilar con éxito el adiós al primer plano de la actualidad. "No es lo mismo, no obstante, que te echen a irte. En este tipo de puestos el desgaste es grande y el cansancio tiene su importancia. Pero hay que tener valor porque hay que pasar por ese duelo o enfrentarse a la pregunta de ya lo he logrado todo y ahora qué".

Según la experta, el adiós de Zidane, como el de Iniesta, tiene más mérito porque cuenta con el apoyo del entorno y del equipo. "Ayudará a facilitar una transición que él puede ver beneficiosa para el grupo y para volver a lograr el éxito". Tal vez Zidane, con su adiós, ponga la semilla de una nueva Champions. O revitalice a un equipo para que no sea víctima del éxito. Él, parece, ha sabido gestionar el suyo.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios