"Concacaf ladrones", el mensaje de Panamá tras el escándalo árbitral ante México

    • El colegiado Mark Geirge señaló dos penaltis inexistentes a favor del combinado de Miguel Herrera, que se clasificó para la final de la Copa de Oro.
    • "Panamá se vio perfecto, el equipo no quería regresar a jugar, estaban desilusionados, hubo un robo muy feo", dijo el seleccionador panameño Hernán Bolillo Gómez.
Los jugadores de Panamá, tras perder contra México
Los jugadores de Panamá, tras perder contra México

La selección de México se clasificó para la final de la Copa Oro tras eliminar a Panamá (2-1 ) con dos goles desde el punto de penalti transformados por Andrés Guardado. El primero de ellos fue muy polémico y en el minuto 88, cuando los favoritos al título estaban al borde de la eliminación. El colegiado Mark Geirge señaló una mano inexistente Román Torres y los jugadores panameños abandonaron el terreno de juego hasta que 10 minutos después, el jugador mexicano lanzó el penalti.

Por si fuera poco, ya en la prórroga y cuando la semifinal se encaminaba a los penaltis, el árbitro señaló de nuevo el punto de penalti por un supuesto empujón sobre Orezco cuando la jugada venía precedida de un fuera de juego.

El cabreo de los jugadores panameños tras el pitido final fue monumental. El jugador Luis Tejada, quien fue expulsado en el primer tiempo, dijo: "Nosotros hicimos todos, pero sin pistolas nos robaron, el grupo está trabajando por el bien del fútbol panameño".

"Panamá se vio perfecto, el equipo no quería regresar a jugar, estaban desilusionados, hubo un robo muy feo", dijo el seleccionador panameño Hernán Bolillo Gómez. "Estoy impresionado, en un momento del partido pensé en retirarme del fútbol, no lo hago por el grupo que tengo, pero esto es como para pensar en retirarse del fútbol, es impresionante", añadió.

Ya en el vestuario, todo la selección de Panamá posó con una pancarta que rezaba: "Concacaf ladrones. Corruptos". Hay que recordar que varios altos cargos del organismo que rige el fútbol en Norteamérica, Centroamérica y el Caribe fueron detenidos por presunta corrupción, delitos de blanqueo, asociación delictiva y fraude.

Mostrar comentarios