El acierto en el triple del Laboral Kutxa sofoca a un rebelde Fuenlabrada

  • El Laboral Kutxa sumó un trabajado triunfo ante Montakit Fuenlabrada, 77-71, gracias a la inspiración en los triples en los cinco minutos finales para decantar un complicado duelo.

Jose Luis del Campo

Vitoria, 14 dic.- El Laboral Kutxa sumó un trabajado triunfo ante Montakit Fuenlabrada, 77-71, gracias a la inspiración en los triples en los cinco minutos finales para decantar un complicado duelo.

En esa recta final los vitorianos encadenaron seis canastas desde los 6,75 metros que le llevaron a ganar el partido.

Emergió en ese papel Thomas Heurtel con tres triples, bien secundado por otros dos de San Emeterio y otro de Causeur que limaron la renta de cinco puntos, 59-64, y le permitieron afrontar el minuto y medio final con un cómodo 74-68.

El Fuenlabrada amplía su nefasta racha en el Buesa Arena y ya son 15 las visitas saldadas con derrota a pesar de que en mucho momentos del partido llegó a ilusionarse con el triunfo debido a su buen trabajo.

En un desangelado Buesa Arena Laboral Kutxa y Fuenlabrada arrancaron con problemas ofensivos y en los tres primeros minutos solo anotaron los tiros libres.

Los de Luis Casimiro expusieron sus bazas anotadoras de Panko y Baron que le dieron ventaja en el marcador, 7-14 minuto siete, ante un Baskonia al ralentí sin encontrar el ritmo de partido.

Navarro removió el equipo con un cuádruple cambio que surtió efecto y con un 11-3 de parcial enderezó el marcador para terminar dominando el primer acto, 18-17.

Se quedó clavado el Fuenlabrada en el punto 17, anotado por Díez con un tiro libre, y durante cinco minutos no vio el aro. Los locales pusieron tierra de por medio, 24-17 minuto 14, hasta que Panko rompió la sequía.

Ahí se inició un parcial de 4-20 que puso con su máxima renta a los madrileños en el intermedio, 28-37, ante un Baskonia blando en defensa, impreciso en ataque y sin poder frenar sus múltiples vías de agua.

No mejoró la puesta en escena local tras el descanso con cuatro minutos de colapso general en todas las líneas y sin dar la sensación de encontrar el remedio a la sangría.

Causeur rompió la mala racha local antes de empezar a pensar en atajar los once puntos de renta que acumuló el Fuenlabrada, 28-39. Encontró el francés a Shengelia como aliado para cimentarse en acciones individuales con las que mantenerse en el marcador.

Llegó a situarse a solo cinco puntos la briosa reacción local, 36-41, pero el juego colectivo y ordenado del Fuenlabrada le devolvió a su máxima renta con las acciones de Panko y Burtt, 36-49 minuto 28.

Se sostuvo el Baskonia con los puntos de Causeur y una mejoría en la defensa que le llevó a cerrar el tercer periodo con una leve desventaja frente a los madrileños, 50-54, y todo por decidir en los diez minutos finales.

El juego cerebral de Burtt y Panko sirvió para aguantar el pulso que le lanzó el conjunto vitoriano para un final ajustado. A falta de cinco minutos vencían los fuenlabreños, 59-64.

Los dos triples de San Emeterio, Causeur y tres de Heurtel obraron el milagro de la remontada, 74-68, con solo un minuto y medio. Además los de Casimiro perdieron a su referencia ofensiva Panko al cometer su quinta falta y dejar huérfano a su equipo del líder en ataque.

Ficha técnica:

77 - Laboral Kutxa (18+10+22+27): Heurtel (13), Causeur (15), Bertans (6), Shengelia (8), Iverson (3) -cinco inicial-, James (8), San Emeterio (8), Begic (6), Vujacic (6), Diop (0) y Tielle (4).

71 - Fuenlabrada (17+20+17+17): Rodríguez, Baron (9), Panko (23), Clark (9), Akindele (9)-cinco inicial-, Díaz (3), Diagné, Vega (5), Burtt (13), Miso.

Árbitros: Bultó, Martínez Fernández, Cagide. Eliminado Panko (m. 37), Begic (m. 38). Técnica a San Emeterio (m. 26).

Incidencias: Partido de la jornada 11 de la fase regular de la Liga Endesa disputada en el Buesa Arena de Vitoria ante 7.849 espectadores.EFE.

Mostrar comentarios