Miércoles, 08.04.2020 - 18:19 h
El humilde adelanta a los grandes

El Getafe sigue escalando en LaLiga y ya es tercero tras otro tropiezo del Sevilla

El equipo madrileño vence por cero goles a dos en su visita San Mamés y aprovecha el empate de los de Nervión para afianzar su puesto de Champions.

Getafe
Los jugadores del Getafe celebran la victoria ante el Athletic de Bilbao. / Efe

El Getafe sigue dando sorpresas en LaLiga y si hace muy poco se situaba al mismo nivel que el Atlético de Madrid este domingo duerme empatado junto a su próximo objetivo: el Sevilla. Los de Bordalás tomaron San Mamés lanzados por un golazo de Damián Súarez en la primera mitad -una acción en la que el lateral uruguayo hiló dos paredes y se deshizo de hasta siete jugadores locales-, que remachó Jaime Mata desde los once metros transformando un penalti por mano de Iñigo Lekue. Una victoria inapelable de los azulones, que se aupan de esta forma a la tercera plaza de la tabla y abren un importante distancia de ocho puntos sobre uno de los rivales en la pelea europea.

Sobre todo, después de que el Sevilla no fuera capaz de pasar del empate a uno en Nervión frente al Alavés. La depresión tras el golpetazo en Copa del Rey, donde el Mirandés los echó el pasado jueves, no se marchó de la ribera del Guadalquivir y los de Lopetegui empatan a 39 puntos con el Getafe, pero con mejor saldo global de goles para los madrileños que les da la tercera plaza.

Lo que parecía una sorpresa del primer tercio de la temporada continúa confirmándose semana a semana y, pasado sobradamente el ecuador de la competición liguera, los del sur de Madrid no dejan de escalar posiciones en la tabla. 

Mientras tanto, el Athletic se queda varado en la novena posición, a cinco puntos de los puestos europeos, tras encadenar su séptimo partido seguido sin ganar, con cinco empates entre la derrota en el Villamarín y esta ante el Getafe. Que fue la segunda en casa de lo que va de temporada.

En cuanto al partido en sí, y tras más de una hora sin hacer daño a los de José Bordalás, los de Gaizka Garitano, ya con 0-2 en el marcador, se animaron con el regreso de Aritz Aduriz tras tres meses lesionado. Pero lo que más cerca estuvo fue el 0-3, que perdonaron Mata y Nyom, aunque también Ibai Gómez pudo lograr el 1-2 con un disparo que se estrelló en el larguero cuando parecía entrar en la meta de David Soria.

Un centro al área de Villalibre, en el minuto 2, y un buen cabezazo algo desviado de Olivera, unos segundos después a saque de córner, parecieron avanzar un primer tiempo movido y con ocasiones. Pero nada más lejos de la realidad, ya que el choque se volvió trabado y por momentos bronco entre un equipo al que le costaba hilvanar juego, el Athletic, y otro decidido a esperar una ocasión propicia que aprovechar. Precisamente, el escenario preferido por los azulones. Contundencia atrás y aprovechar las pocas ocasiones que pueda haber arriba. El secreto del éxito de los humildes.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING