Freire se muestra satisfecho tras el primer reconocimiento al circuito del Mundial

  • Oscar Freire, líder de la selección española de ciclismo para el Mundial que se disputará del 29 de septiembre al 3 de octubre en las ciudades australianas de Geelong y Melbourne, consideró que la llegada es "buena" para él, tras entrenarse este domingo por vez primera en el circuito que acogerá las pruebas de fondo en carretera.
Freire, Samuel Sánchez y Purito Rodríguez en el equipo español para Mundial
Freire, Samuel Sánchez y Purito Rodríguez en el equipo español para Mundial
AgencIa EFE

"La llegada es buena para mí. Lo importante es llegar en condiciones a ese final. Todos los Mundiales tienen su punto de dureza y éste es diferente respecto al del año pasado en los repechos, quizá con los mismos porcentajes, pero más cortos", explicó el ciclista cántabro en declaraciones facilitadas por la federación española.

Para Freire, que aspira a ganar su cuarto título mundial, el circuito "va a ser más rápido, con más posibilidades de recuperación y es bastante improbable que ataque un corredor en solitario, aunque eso dependerá del viento".

Freire y el resto de sus compañeros de selección -a excepción de Samuel Sánchez, que llegará a Australia dentro de unas horas-, dieron dos vueltas al trazado de Geelong.

Según Juan Manuel Gárate, todos se sorprendieron al principio ya que el recorrido era "más exigente" de lo que esperaban. "La segunda vez que lo hemos afrontado nos ha dado una idea más clara de lo que es. A diferencia del recorrido del año pasado, éste tiene bastantes tramos de llano en los que es posible recuperar", explicó.

Gárate coincidió con Freire ya que, según él, "el viento puede ser decisivo, ya que si sopla de frente en los repechos será imposible que nadie se vaya adelante solo, pero si da de espalda, puede ser muy peligroso".

La selección española proseguirá mañana con su plan de preparación, con un entrenamiento de unas dos horas por las afueras de Geelong. 

Mostrar comentarios