Miércoles, 26.06.2019 - 10:56 h
El club anuncia su marcha

El Manchester United echa a Mourinho "de forma inmediata" tras dos años

El club ha decidido prescindir del entrenador luso después de dos temporadas en las que no ha alcanzado los objetivos perseguidos.

Mourinho
José Mourinho ha sido despedido del Manchester United

El Manchester United se ha cansado de José Mourinho. Tras una racha de malos resultados que dura desde que empezó la temporada, el club de fútbol ha anunciado este martes que el entrenador portugués abandona la entidad "de forma inmediata", tal y como reza el comunicado a media mañana.

En dicho comunicado, el United agradece a Mourinho los servicios prestados desde que se incorporara a la disciplina roja en mayo de 2016 y le desea mucho éxito en el futuro. Además, aclara que acabará la temporada un entrenador "interino" y ya para la nueva campaña se contratará a otro con carácter indefinido. 

Así, Mourinho se despide del club al que llegó procedente de su segunda etapa en el Chelsea con solo tres trofeos en su casillero. Con este equipo, con el que aspiraba a dominar la liga inglesa y hacerse con alguna Champions League, solo ha podido conseguir una UEFA Europa League, en 2017, y la Copa de la Liga inglesa además de la Community Shield. 

Trofeos menores que no habrían cumplido las expectativas de la entidad, que ahora ha abierto la puerta el controvertido entrenador después de un mal inicio de curso que le ha dejado ya a 19 puntos del líder de la liga inglesa después de caer el pasado fin de semana ante el Liverpool, precisamente el equipo que va primero.

Mala relación con los jugadores

Estos malos resultados que ha encadenado 'Mou' en su etapa en Mánchester podrían estar motivados, de nuevo, por la mala relación que ha mantenido con alguno de sus jugadores. Al igual que le ha ocurrido en el resto de clubes en los que ha estado, el portugués se habría enemistado con futbolistas como Rashford, Lingard, Shaw o Martial, a los que señaló hace unas semanas públicamente tachándoles de "niños mimados", "imaduros" y de "fuerte carácter".

Quizá lo más grave fue la retirada del brazalete de capitán a Paul Pogba. Supuestamente, habría venido motivado por unas palabras del jugador francés criticando la forma de jugar del equipo impuesta por Mourinho. Por ello, el luso habría decidido que, en ausencia de Valencia -el primer capitán-, Pogba no volvería a lucir dicho brazalete, lo que dio completamente al traste con la relación.

Así, Mourinho queda ahora libre -con un finiquito que medios deportivos estiman en 25 millones de euros- para firmar por otro club. Un despido que podría acercarle al Real Madrid, pues su nombre vuelve a sonar para ocupar el banquillo blanco ante la mala racha de juego que lleva el equipo ahora comandado por Solari desde que empezó la temporada.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios