Martes, 18.12.2018 - 18:53 h
Pase a semifinales de la Liga de Campeones

Zidane se muestra indignado con las acusaciones de robo ante la Juventus

"Antimadridistas hay, pero nadie lo va a cambiar. La historia de este club nadie la va a cambiar, que es el mejor club del mundo", ha dicho.

El entrenador del Real Madrid, Zinedine Zidane, durante la rueda de prensa después del entrenamiento de hoy en Valdebebas, previo al partido del domingo 15 de abril de LaLiga contra el Málaga, correspondiente a la jornada 32. EFE/ Fernando Alvarado
El entrenador francés del Real Madrid, Zinedine Zidane, durante la rueda de prensa después del entrenamiento en Valdebebas. EFE/ Fernando Alvarado

El entrenador del Real Madrid, Zinédine Zidane, ha asegurado que está "indignado y muy decepcionado" con el hecho de que los aficionados y el mundo del fútbol hablen de "robo" por el penalti pitado a Lucas Vázquez en el descuento del duelo ante la Juventus, que permitió a los blancos pasar a semifinales de la Liga de Campeones aún con derrota, y ha defendido que jugaron "muy bien" a pesar del resultado (1-3).

"Cada uno puede opinar si hay penalti o no, pero cuando la gente habla de robo estoy indignado. Lo que estamos haciendo molesta a mucha gente. Voy a defender a los míos, nosotros merecíamos pasar, sin duda. La gente puede opinar; no lo dicen sólo aquí -que hubo robo-, también en Francia y la prensa extranjera. Lo hicimos muy bien y estamos en semifinales", declaró en la rueda de prensa previa al partido de este domingo ante el Málaga en La Rosaleda (20.45 horas).

El técnico francés no quiso cuestionar si fue penalti o no el contacto de Benatia en el área, pero rechazó cualquier acusación de "robo". "Lo único que digo es que no me podéis hablar de robo. El resto lo entiendo, cada uno defiende lo suyo", dijo. "Es una vergüenza cuando hablamos de robo. Estoy muy muy decepcionado por lo que se dice no sobre el penalti, sino sobre los robos. Hay que parar. No me puedo creer que la gente diga estas cosas, nosotros trabajamos para estar preparados", añadió.

En este sentido, apuntó a que la reacción del mundo del deporte "no le ha parecido normal". "Me parece normal hablar en el momento del penalti. La Juve ha hecho un gran partido, ha hecho un 0-3, pero nosotros conseguimos marcar. Estamos en semifinales. Los tres días -de críticas tras el partido- son demasiado", reiteró.

Además, el preparador marsellés afirmó que cree que les tienen "un poco" de manía. "Nosotros trabajamos, preparamos las cosas. No podemos pasar de ser el mejor equipo a ser un equipo que ha robado. Lo hicimos muy bien los dos partidos, merecimos ganar", señaló. "Antimadridistas hay, pero nadie lo va a cambiar. La historia de este club nadie la va a cambiar, que es el mejor club del mundo. Cuando eres el mejor creas un poco de envidia, de celos", continuó.

Sin embargo, no quiso valorar las declaraciones del capitán de la Juventus Gianluigi Buffon tras el partido, que llamó "bastardo" al colegiado y le acusó de tener un "cubo de basura" por corazón. "Lo que ha dicho lo ha dicho, es un momento de calentón y el suyo ha durado un poco. Esto no lo podemos cambiar, hay que aceptar su sensación. Nosotros merecíamos la clasificación y es lo que me interesa más", expuso.

Tampoco cree que la polémica suscitada vaya a afectar al arbitraje en semifinales ante el Bayern Múnich. "Pensamos en entrenar bien, venimos con ilusión y nadie nos la va a quitar. Los árbitros van a intentar hacer su trabajo. No vamos a pensar que después de todo lo que se ha hablado alguno va a querer hacer daño arbitrando mal. Cada uno va a hacer su trabajo, como siempre", aseveró.

Por otra parte, reconoció que no se imaginaba que la 'Vecchia Signora' se quedase tan cerca de remontar. "Pensaba que no podía pasar eso y al final pasó. El otro día hicieron un gran partido y nosotros no hicimos un mal partido, pero cuando no la metes te entra un poco de ansiedad. Me gusta, las emociones son muy buenas", bromeó.

Ahora en Portada 

Comentarios