Martes, 26.05.2020 - 20:41 h

Joan Navarro: "Quiero salvar el tenis catalán"

El nuevo presidente de la Federación Catalana de Tenis (FCT), Joan Navarro, se ha marcado como objetivo durante su mandato "salvar el tenis catalán", que atraviesa una situación económica "muy delicada" y que, en el aspecto puramente deportivo, ha dejado de ser una referencia nacional.

Barcelona, 9 mar.- El nuevo presidente de la Federación Catalana de Tenis (FCT), Joan Navarro, se ha marcado como objetivo durante su mandato "salvar el tenis catalán", que atraviesa una situación económica "muy delicada" y que, en el aspecto puramente deportivo, ha dejado de ser una referencia nacional.

En una entrevista concedida a EFE, Navarro ha desvelado que la federación debe 5,6 millones de euros (3,8 de ellos a corto plazo) y que, desde que tomó posesión del cargo hace unas semanas, se enfrenta a "una negociación casi diaria con los bancos".

Navarro se ha encontrado, según explica, una FCT "sin departamento de publicidad, ni de publicidad ni de 'marketing', y con solo dos patrocinadores que además están cogidos con pinzas".

A la espera de que una auditoría le dé "la radiografía exacta" de la situación económica para poder presentar "un plan de viabilidad creíble", Joan Navarro ya sabe que en estos primeros años de mandato no podrá centrarse, como era su deseo, en reformar la estructura deportiva de la Catalana para volver a potenciar la captación de talentos.

Licenciado en Administración y Dirección de Empresas, Navarro, de 47 años, ha accedido a las presidencia tras derrotar en las urnas a Francesc Orriols, presidente saliente de la Catalana y actual vicepresidente de la Española.

Presidente del CT Vallirana -"un pequeño club con doscientos socios y dos pistas donde he hecho de todo", explica- se ha recorrido en el último año "unos 55.000 Kilómetros para visitar, uno por uno, todos los clubes de Cataluña" y convencerles de que su proyecto era el idóneo para rescatar el tenis catalán de la crisis que atraviesa.

Durante la campaña, aseguró que seguiría contando con Albert Costa -excapitán del equipo español de Copa Davis- como director deportivo de la FCT, pero una de las primeras decisiones que se ha visto obligado a tomar ha sido prescindir de sus servicios.

La federación no podía pagar a Costa -de hecho se le adeudaba la nómina de los últimos cinco meses- y Navarro llegó con él "a un acuerdo amistoso para rescindir su contrato".

Con Albert Costa fuera del organigrama, serán Xavier Budó, actual entrenador de Carla Suárez y Laura Pous, y el excapitán de Copa Davis Javier 'Dudu' Duarte, los hombres "de total confianza" del nuevo presidente encargados de supervisar la reestructuración del modelo deportivo.

"Ellos serán dos asesores externos de la federación. Están a mi lado desde que empecé esta aventura y nunca me han pedido nada a cambio, ni por supuesto un trabajo remunerado", ha apuntado.

Joan Navarro intentará renegociar la deuda con los bancos e incrementar los ingresos captando nuevos patrocinadores, explotando mejor las instalaciones federativas (Vall d'Hebron, Sant Joan Despí, Cornella y L'Hospitalet) y aumentando el número de licencias.

"Ahora mismo tenemos alrededor de 36.000 federados, lo que representa un 33 por ciento de los que hay en España. Pero en Cataluña, habíamos llegado a tener 40.000 licencias y no podemos permitirnos el lujo de perder más", ha señalado Navarro, quien reconoce que "la irrupción del pádel como deporte de moda ha hecho bastante daño en este sentido".

Cataluña -concretamente Barcelona- cuenta actualmente con dos torneos profesionales: el Godó, correspondiente al circuito ATP, y el BCN Ladies Open, de la WTA.

En el primero, que organiza la empresa multinacional IMG, la FCT tiene "un papel puramente institucional", explica Navarro, pero en el BCN Ladies Open, al que cede sus instalaciones de La Teixonera, desarrolla un papel más activo.

El torneo era, hasta hace pocos meses, propiedad de la extenista Arantxa Sánchez Vicario, pero ha pasado a manos de la austríaca Sandra Reichel y su futuro, a partir del año que viene, es incierto.

"Lucharemos con todas nuestras fuerzas para que el BCN Ladies Open se quede aquí, porque ahora mismo es el único torneo WTA que hay en toda España", subraya Navarro, quien aboga por un cambio de fechas -actualmente se celebra la semana ante del Godó- para mejorar su promoción.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING