La Tragedia de Los Andes 'preparó' el partido de la selección uruguaya de fútbol

  • La selección de Uruguaya estaba contra las cuerdas. Acababa de perder contra el colista Ecuador y necesitaba ganar a una Colombia en plena forma. Nadie daba un céntimo por ellos. Pero Tabárez buscó a uno de los supervivientes de la Tragedia de los Andes y su charla fue fundamental. Les puso imágenes de la película 'La sociedad de la nieve', de la que adjuntamos un trailer, y les convenció de que nada es imposible. Y ganaron tres a uno.
lainformacion.com
lainformacion.com

La Tragedia de Los Andes sigue viva en la memoria de muchos. Pero está muy presente en la situación actual de la selección uruguaya de fútbol. Tanto que alguno de los internacionales uruguayos asegura que si continúan con posibilidades de clasificarse para el Mundial 2010, es gracias a uno de los supervivientes de la Tragedia.

Óscar Tabárez y el Loco Abreu, visto como estaban las cosas y ante las enormes dificultades  que tenía su selección tras la derrota ante Ecuador, último clasificado del grupo, pensaron que necesitaban un milagro para el partido contra Colombia.Y en Uruguay, cuando se habla de milagros, la Tragedia de Los Andes siempre está presente.

Era el viernes 13 de Octubre de 1972. Un avión uruguayo transporta al equipo de rugby ‘Old Chrinstians’ con destino a chile. Van a jugar un partido internacional. Es el sueño de su vida. Pero con 45 pasajeros a bordo, el avión se estrella en la cordillera de los Andes. Los supervivientes a la caída debieron soportar temperaturas extremas de 30º bajo cero,  hambre y una avalancha, que acabó con la vida de varios de sus compañeros. Hasta que al final, el 23 de diciembre de 1972, después de 72 interminables días, quedaban dieciséis supervivientes.

Uno de ellos es Gustavo Zerbino.  Jugador de del Old Christians, cursaba en¬tonces su primer año de medicina y resultó ileso del accidente. Junto a Roberto Canessa, otro jugador y estu¬diante de medicina, ayudaron a aquellos menos afortunados heridos en el accidente. Y actuaron como doctores sin más conocimientos que un curso, aunque con mucha vocación.

En aquellos terroríficos días de lucha por la supervivencia, Zerbino tomó para sí la tarea de guardar los efectos personales de aquellos que murieron en la montaña. Los reunió en una pequeña maleta que pudo llevar consigo, cuando fue rescatado por helicópteros.Hoy, Gustavo Zerbino se dedica, en  su tiempo libre, a dar conferencias sobre liderazgo y motivación y gestión de la adversidad. Y eso fue lo que hizo con la selección uruguaya la tarde antes del decisivo encuentro ante Colombia.

“Les dije que a pesar de que hicieron mucho, todos les daban por muertos. A nosotros nos faltaba el oxígeno, nos dolía la cabeza, sólo nos quejábamos, no éramos capaces de caminar ni diez metros, pero cuando nos activamos y nos unimos en busca de un objetivo, supimos aprovechar todas nuestras fortalezas. Porque en la vida el 99% es sacrificio, y sólo el 1% es suerte. Y el éxito y el fracaso dependen fundamentalmente de cómo manejamos las tensiones.”

“MI trabajo es abrirles el corazón y hacerles ver que no hay nada imposible”.

El Loco Abreu asegura que la charla de Zerbino fue muy importante para saltar a la cancha. Entre las palabras de aliento que brindó Zerbino, al Loco le quedó grabada a fuego una anécdota que le dio mucha fuerza para afrontar lo que vendrá: "¿A que no saben cuál fue la mejor noticia que recibimos nosotros allá arriba? Fue cuando escuchamos por radio que nos daban por muertos y que suspendían el rescate. Porque desde ese momento supimos que dependíamos de nosotros mismos y comenzamos a luchar por vivir".

El resultado fue una victoria de Uruguay por tres goles a uno cuando nadie en su país daba un céntimo por la victoria.

Mostrar comentarios