Viernes, 10.04.2020 - 06:17 h
Copa de Europa

La plantilla del Real Madrid que ganó tras 32 años la 'Séptima' de la mano de Sanz

El predecesor de Florentino Pérez ha muerto a los 76 años por complicaciones de salud provocadas por el coronavirus.

Detenido el ex presidente madridista Lorenzo Sanz por un delito contra el patrimonio
La plantilla del Real Madrid que ganó tras 32 años la 'Séptima' de la mano de Sanz.

Cuatro fichajes: Pedja Mijatovic, Davor Suker, Clarence Seedorf y Roberto Carlos, y grandes esfuerzos de gestión conformaron un Real Madrid que arrastraba 32 años de derrotas en Europa. El hombre detrás de la hazaña fue su entonces presidente, Lorenzo Sanz, fallecido en la Fundación Jiménez Díaz este sábado, según ha adelantado el diario Marca, tras ser ingresado con coronavirus.  

Con solo un año al frente del club, el empresario llevó al equipo blanco a ganar su séptima Copa de Europa el 20 de mayo de 1998 en un partido disputado contra La Juventus. El triunfo suponía todo un orgullo para el club blanco ya que el último presidente en hacerse con ese título europeo había sido el mítico Santiago Bernabéu. Un total de 4.000 aficionados siguieron el encuentro desde una pantalla gigante instalada en el Palacio de los Deportes de Madrid y otros 48.500 desde sus casas. 

En entrenador que impulsó al equipo a llegar a ese 1-0 en el Amsterdam Arena fue Juup Heynckes. Los jugadores que se dejaron en la piel en la cancha fueron Bodo Illgner, Christian Panucci, Fernando Hierro, Manolo Sanchís, Roberto Carlos, Fernando Redondo, Christian Karembeu, Clarence Seedorf, Raúl González Blanco, Fernando Morientes y Pedja Mijatovic, quien cambió el marcador a favor del club español. 

El partido no estuvo exento de incidencias. Cuatro jugadores del Real Madrid y dos del equipo italiano fueron amonestados con una tarjeta amarilla y durante la jornada se notó el nerviosismo de los jugadores del conjunto madrileño ante una Juventus que venía de ganar ese mismo año dos títulos: su 25º Scudetto, y la Supercoppa italiana. Para su suerte,  Alessandro del Piero, la estrella de la Juventus de ese año, apenas creó peligro ante la muralla defensiva blanca: ninguno los nueve tiros de su equipo entró en la portería blanca.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING