208 Firmas se instalan en el primer mes de zona de libre comercio de Shanghái

  • Un total de 208 empresas, 20 de ellas extranjeras, se han instalado en la nueva Zona Piloto de Libre Comercio de Shanghái (ZPLC), llamada a revolucionar el peso de la capital financiera de China en la economía mundial, y que fue inaugurada hace exactamente un mes, anunció hoy la prensa china.

Shanghái (China), 29 oct.- Un total de 208 empresas, 20 de ellas extranjeras, se han instalado en la nueva Zona Piloto de Libre Comercio de Shanghái (ZPLC), llamada a revolucionar el peso de la capital financiera de China en la economía mundial, y que fue inaugurada hace exactamente un mes, anunció hoy la prensa china.

Las firmas registradas cuentan con capitales de entre 30.000 y 480,8 millones de yuanes (entre 3.576 euros y 57.318 millones de euros), según la Administración de Industria y Comercio de Shanghái.

De ellas, 112 son firmas relacionadas con el comercio internacional y otras 36 con la inversión y gestión de activos, precisó la agencia oficial Xinhua.

Las cifras de empresas con el procedimiento de registro completado contrastan con las que proporcionó la semana pasada Dai Haibo, subdirector del comité administrador de la ZPLC, que dijo que hasta entonces unos 10.000 empresarios habían pedido información, y más de 1.900 habían iniciado su solicitud de registro en la zona.

China ensaya en la zona un sistema de registro simplificado, que permite a las firmas recibir su licencia de apertura en cuatro días laborables, frente a los 29 días habituales en el resto del país.

Pekín espera que la ZPLC le permita aumentar su influencia en la economía mundial y consolidar a Shanghái como un punto vital de las finanzas globales, con un peso similar al de Londres o Nueva York para 2020, pero al no haberse revelado aún las normativas para la zona, por ahora sólo han entrado allí cuatro bancos extranjeros.

Se trata del estadounidense Citigroup, el británico HSBC, el singapurés DBS y el hongkongués BEA, y los cuatro han decidido hacerlo mediante oficinas controladas totalmente por ellos, aunque China también permite la creación de bancos mixtos, con capital privado extranjero y chino.

Pese a que el Consejo de Estado (Ejecutivo) publicó 18 sectores de servicios en los que aplicará reformas económicas, y a que se espera que la zona sirva a China de laboratorio de ensayo de una liberalización del cambio del yuan y de los tipos de interés, los esperados detalles de cómo se hará posible aún no se han revelado.

Dentro de los planes de Shanghái para 2020 está el paso intermedio de consolidarse hacia 2015 como el principal centro mundial de comercio y clarificación del yuan, ya que la internacionalización de la divisa china es clave para asentar cada vez más la influencia china en las finanzas mundiales.

También se espera que China establezca una normativa especial que combata explícitamente el lavado de dinero en todo el país, y que en principio debería aplicarse también en la ZPLC, señala hoy el diario oficial Shanghai Daily.

China debería hacerlo durante 2013, por sus compromisos como miembro, desde 2007, de la Fuerza de Tareas de Acción Financiera, una organización internacional contra el lavado de dinero y la financiación del terrorismo, afirmó Michael Thomas, director para el norte de Asia de la firma financiera holandesa Wolters Kluwer.

En diciembre pasado el Banco Popular de China (central) emitió nuevas normas contra el lavado de dinero, que exigen a las instituciones financieras del país evaluar los riesgos de sus clientes según su ubicación, la naturalezas y el nivel de transparencia de sus negocios.

"Las instituciones financieras en China deben aportar nuevas soluciones contra el lavado de dinero antes de fin de año, que deberían estar completamente operativas para 2016", dijo Thomas.

Mostrar comentarios