Domingo, 08.12.2019 - 11:17 h
Las casas de apuestas, sus únicos compradores

Las oficinas bancarias cerradas que no alquila ni compra (casi) nadie en España

En la última década se han cerrado más de 20.000 oficinas en toda España y la mayoría permanecen inactivas por su alto precio.

Oficina bancaria en alquiler
Las oficinas bancarias cerradas que no alquila ni compra (casi) nadie en España. / Archivo

Desde el año 2008 se han cerrado en España más de 20.000 oficinas bancarias. La imagen de un local cerrado, a pie de calle, muchas veces en las zonas más exclusivas de nuestras ciudades y pueblos, allí donde antes había un banco, se ha hecho cotidiana. Desde el sector inmobiliario se asegura a La Información que "hay cientos, miles de antiguas oficinas bancarias cerradas que siguen así. Cerradas. Están disponibles para la venta o el alquiler, pero muy pocas empresas se lanzan a por ellas". ¿La razón? "Su alto precio". Utilizando terminología bancaria, el enorme parque de locales comerciales, que antes eran oficinas de bancos o cajas de ahorro, que hay en España, "es un activo tóxico" que "nos han dejado los bancos y sus antiguos caseros al sector inmobiliario", cuenta Belén González, de Exclusivas González y Asociados, empresa que se dedica a la comercialización de oficinas y locales de alto standing en Madrid. 

"Mientras los bancos y los caseros de antiguas oficinas de las entidades de ahorro no vuelvan a la vida real y bajen los precios el problema no se resolverá", incide Belén González, quien explica que "hace 20 o 25 años muchos bancos y cajas de ahorro vendieron sus oficinas a sociedades e inmediatamente las realquilaron a sus nuevos propietarios. Estos estaban acostumbrados a cobrar todos los meses alquileres desorbitados del banco y ahora, con la nueva situación, no se quieren amoldar al mercado".

Ejemplo, la antigua oficina de La Caixa junto a la Audiencia Nacional, en la calle Génova, en el número 20, de Madrid. "Por esta oficina, de algo menos de 300 metros, se pedían entre 15.000 y 17.000 euros, y ha habido ofertas de 7.000, 8.000, 9.000 euros para alquilarla, pero los propietarios no han aceptado. Ahora han rebajado el precio hasta 13.000 euros. Ahí sigue, cerrada". 

En cualquiera de los portales inmobiliarios, Idealista, Fotocasa, Trovit… hay cientos de locales comerciales a disposición de quien quiera comprarlos o alquilarlos en los que se especifica: "último uso, oficina bancaria". Por ejemplo, Salesman Property oferta a través de Idealista, la oficina ocupada hasta ahora por el banco de Santander en el Campo de las Naciones de Madrid unto al recinto ferial del Ifema. "Salesman Property alquila local en la Feria de Madrid, justo en frente, local válido para cafetería, restaurante, comercio, actualmente sucursal bancaria. Se puede poner terraza, disponible a partir de Enero de 2020. Edificio exclusivo de oficinas, gastos de comunidad aparte. 6.000 €/mes. Fianza de 6 meses o más. 180 m². 33,33 eur/m². Fachada de 8 metros lineales. Bajo. Último uso, oficina bancaria". Por ejemplo, esta propiedad está "fuera de mercado", nos asegura una fuente del sector inmobiliario. "Si no rebajan el precio un 25% o un 30% será muy difícil que se alquile. ¿Qué negocio se va a poner en ese local? ¿Una cafetería, un restaurante? Hay que asumir un alquiler de 6.000 euros al mes. Es imposible".

También fuera de la capital

El problema no se circunscribe a las grandes ciudades y a Madrid o Barcelona. Hay antiguas oficinas bancarias disponibles por toda España. En Leganés, Alcobendas, Paterna (Valencia) Cáceres, Alicante, Jaén... Pero también en pequeños pueblos como Becerril de la Sierra (Madrid) o Yuncos (Toledo). Y aquí los precios varían  se pueden encontrar locales desde 600 o 700 euros al mes de alquiler. "El problema no está en las oficinas pequeñas, de los barrios o pueblos, que tienen un precio asequible. Esas, mal que bien, se van alquilando. El problema reside en las grandes oficinas, que generalmente están en los mejores sitios de las ciudades, en las zonas más comerciales, que son caras, grandes y es muy difícil darles salida porque hay pocas empresas que sean capaces de asumir un alquiler de 10.000 o 12.000 euros al mes", nos explican desde la inmobiliaria madrileña Exclusivas Romero. "Quizás casas de apuestas y salones de juego, grandes bazares chinos, cadenas de restauración, franquicias" (McDonald's, Burger King, La Tagiatella…), "pocas más".

Precisamente las casas de apuestas y los salones de juego, cuya implantación ha crecido exponencialmente en los últimos años en toda España han sido, hasta ahora, uno de los principales clientes del mercado inmobiliario de las antiguas oficinas bancarias cerradas. "No solo de las oficinas de banco cerradas sino de todo el mercado de locales comerciales en general", aseguran desde el portal 'misoficinas.es'.

Pero la moratoria para conceder licencias a las casas de apuestas y salones de juego que se ha impuesto en ciudades como Barcelona o, recientemente, en la Comunidad de Madrid, es otro freno al mercado. Precisamente en Leganés, Exclusivas Romero pone en alquiler una antigua oficina bancaria, de 90 metros cuadrados, por 1.800 euros al mes. "Han venido a preguntarnos tres o cuatro casas de apuestas, pero la normativa municipal de Leganés y, ahora de la Comunidad de Madrid, impide que ese tipo de negocios de instalen en propiedades como ésta", nos dicen en la inmobiliaria. "Y alquilar un local así cuesta. Cuesta mucho, la media para sacarlo adelante y alquilarlo es, al menos, de un año... O más".

Bien lo sabe Fernando Gil Albert, de Arquiser, que pone en alquiler la antigua oficina del Banco BMN (Mare Nostrum), que en 2018 fue adquirido por Bankia, en la calle Sagasta 32, de Madrid, una de las mejores zonas de la capital, junto al barrio de Justicia. 241 metros (131 de planta a la calle y 110 de sótano) a razón de 14.000 euros al mes de alquiler. "Este tipo de oficinas y locales tienen difícil salida", reconoce Fernando Gil. "Están en las mejores zonas de las ciudades, son grandes, caros... hace falta mucho músculo para hacer frente a un alquiler así, aunque son locales ideales para grandes restaurantes, cadenas..." De cualquier manera, asegura el propietario de Arquiser, "No recibo todos los días diez llamadas interesándose por el local, no se pelean por él". 

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING