El Banco de España adjudica la CAM a Banco Sabadell

El Banco de España adjudica la CAM a Banco Sabadell por 1 euro

MADRID (Reuters) - El Banco de España adjudicó el jueves la intervenida CAM a Banco Sabadell con un esquema de protección de activos que cubre la mayoría de las pérdidas previsibles con fondos aportados por el sector bancario.

La entidad catalana, que aumentará notablemente su tamaño con la absorción, se hará cargo de una remodelada CAM tras quedar como pujador único en el proceso de subasta pública pese a las ventajas concedidas por la institución al comprador.

El Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) dijo el miércoles que la adjudicación, que se realizará por el precio simbólico de 1 euro, no tendrá coste para las cuentas del Estado, que se había hecho con el control de la caja en julio, ya que la operación se realizará a través del Fondo de Garantía de Depósitos (FGD), un vehículo que se financia con las aportaciones de las entidades financieras para cubrir posibles contingencias del sector.

"A la vista de la participación del FGD en el citado plan de reestructuración, se estima que la reestructuración ordenada de Banco CAM tendrá un impacto nulo en la ejecución presupuestaria del Estado", dijo el FROB.

El Gobierno español en funciones elevó recientemente las aportaciones que tendrán que hacer los bancos al FGD, al que el Ejecutivo endosó el coste de futuros rescates bancarios.

El FGD, que cuenta en la actualidad con unos 6.600 millones de euros, adquirirá el 100 por ciento del capital de Banco CAM mediante la suscripción de una o varias ampliaciones de capital por importe total de 5.249 millones, que posteriormente transmitirá a Sabadell por un euro.

En estos 5.249 millones de euros ya se incluyen los 2.800 millones de euros que habían sido comprometidos por el FROB y han sido asumidos por el FGD.

La CAM fue intervenida por el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) el 22 de julio, inyectando un capital de 2.800 millones de euros y otorgar una línea de crédito de 3.000 millones de euros.

La operación permite a Sabadell aumentar su red de sucursales, pasando a convertirse en la cuarta entidad por activos de la banca española (tendrá unos 166.000 millones tras sumar los 71.300 millones de CAM) y superando a Banco Popular, que tras la integración de Banco Pastor tendrá unos 161.000 millones.

De esta forma, el banco catalán podría pasar a tener un carácter "sistémico" para la Autoridad Bancaria Europea (EBA, por sus siglas en inglés), que la había excluido de las nuevas exigencias de solvencia para los grandes bancos de la región.

PROTECCIÓN DE ACTIVOS Y LIQUIDEZ

El FGD concederá a Banco CAM un esquema de protección de activos (EPA) por el que el FGD asumirá el 80 por ciento de las pérdidas derivadas de una cartera problemática que estima en 24.000 millones de euros durante diez años, una vez absorbidas las provisiones sobre los activos.

Según fuentes oficiales del FROB, el auditor Ernst & Young estima unas pérdidas futuras en dicha cartera de 5.500 millones, por lo que deduciendo los 4.000 millones ya provisionados por la caja serían 1.500 millones de euros a cubrir, es decir que el EPA asumiría en principio unos 1.300 millones. Teniendo en cuenta la proyección temporal de este EPA, la estimación neta de pérdidas se reduce a unos 1.074 millones, según dichas fuentes.

Pese a que en principio los representantes del fondo no contemplan riesgos para las cuentas del FROB, el fondo sí tendría que intervenir en algunos supuestos considerados "altamente improbables".

El FROB asumirá determinados contingentes con Banco CAM tendentes a garantizar el acceso de la entidad a determinadas fuentes de financiación

UNA ADJUDICACIÓN DIFÍCIL

Analistas del sector bancario han señalado recientemente que las otras alternativas para CAM, el troceo de los activos o la declaración de la subasta como desierta, hubieran supuesto una imagen muy negativa para la banca española.

Pese al potente esquema de protección de activos (EPA) ofrecido y la disposición del Banco de España a garantizar elevadas líneas de liquidez, otras entidades interesadas inicialmente en el proceso se retiraron ante las abultadas pérdidas y morosidad que presenta CAM, en un momento además de mayores exigencias de capital regulatorio.

La caja levantina, que el propio gobernador del Banco de España describió como "lo peor de lo peor", registró pérdidas netas de más de 1.700 millones de euros a septiembre, con una tasa de morosidad del 20,8 por ciento, cuando en las cuentas a marzo - presentadas cuando la entidad aún no estaba intervenida - la caja tenía un beneficio de casi 40 millones.

Las dificultades del sector financiero español, muy lastrado por la grave crisis de la vivienda, son uno de los mayores temores sobre España en los mercados financieros y un auténtico quebradero de cabeza para el Banco de España, que, además de CAM, gestiona a través del FROB cuatro entidades que tendrá que colocar entre inversores en el futuro: Banco de Valencia, Unnim, CatalunyaCaixa y NocaCaixaGalicia.

El Partido Popular, que asumirá este mes el Gobierno español tras su victoria en las elecciones generales del 20 de noviembre, ha indicado que pretende realizar un saneamiento más profundo de la banca aunque no ha proporcionado detalles sobre cuál será el formato ni cómo se financiará.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios