Brown habló con Ban Ki-moon sobre la prueba de Irán con un misil de medio alcance

  • Londres.- El primer ministro británico, Gordon Brown, condenó hoy la última prueba de Irán con un misil y dijo que habló de esto con el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, en Copenhague, donde ambos asisten a la Cumbre del Cambio Climático.

La Cámara de Representantes de EE.UU. aprueba nuevas sanciones contra Irán
La Cámara de Representantes de EE.UU. aprueba nuevas sanciones contra Irán

Londres.- El primer ministro británico, Gordon Brown, condenó hoy la última prueba de Irán con un misil y dijo que habló de esto con el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, en Copenhague, donde ambos asisten a la Cumbre del Cambio Climático.

En unas declaraciones a los medios británicos desde la capital danesa, Brown advirtió de que Irán puede afrontar duras sanciones porque la prueba es un asunto de gran preocupación.

El Ejército iraní ha probado una versión avanzada de su misil de medio alcance Sayil-2, alimentado con combustible sólido y capaz de impactar en objetivos a 2.000 kilómetros de distancia.

"Le he manifestado (a Ban Ki-moon la preocupación) y él también expresó su preocupación por la prueba de un misil por parte de Irán", señaló el jefe del Gobierno británico.

"Este es un asunto de seria preocupación para la comunidad internacional y hace que nos movamos hacia las sanciones. Trataremos esto con la seriedad que merece", agregó Brown.

La noticia del último ensayo fue hecha pública hoy por la televisión estatal iraní, que no ofreció detalles de cuando y donde se llevó a cabo la prueba militar.

Las Fuerzas Armadas iraníes ya habían probado una versión del mismo misil el pasado mayo.

La comunidad internacional acusa a Teherán de ocultar, bajo su programa nuclear civil, un supuesto proyecto militar paralelo cuyo objetivo sería adquirir un arsenal atómico.

Mostrar comentarios