Sábado, 21.09.2019 - 00:29 h
"El presidente me apoyaría" 

¿Calviño al FMI? La ministra revela que ha hablado con Sánchez sobre su futuro

La titular de Economía insiste en la necesidad de que se forme un Gobierno cuanto antes para dar confianza a los inversores internacionales.

Nadia Calviño ha empezado a abrigarse ante la política económica que marca su jefe Pedro Sánchez
Calviño admite que habló con Sánchez sobre la posibilidad de marcharse al FMI

En pleno bloqueo político, con el Ejecutivo en funciones y a menos de una semana de que arranque el debate de investidura en el Congreso de los Diputados sin demasiadas garantías de éxito, la ministra de Economía ha admitido que ha hablado con el presidente del Gobierno sobre su futuro y la posibilidad de postularse al cargo de directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI). Nadia Calviño ha revelado en una entrevista en la Cadena Ser que no solo ha tratado ese tema en conversación con Pedro Sánchez, sino además que el presidente apoyaría su andadura hacia un cargo de tal calibre.

"He hablado con Sánchez sobre esa opción y el presidente apoyaría a cualquier ministro que pudiera tener cualquier posibilidad para un cargo así de importante", ha asegurado la ministra. Con todo, en línea con sus declaraciones públicas en las últimas semanas, Calviño ha evitado concretar si será candidata al puesto que acaba de abandonar Christine Lagarde para presidir el Banco Central Europeo (BCE). "Ahora se abre un proceso y vamos a ver cómo se desarrolla", ha dicho, para dejar claro que está "muy contenta" como ministra de Economía y que no está entre sus planes cambiar de trabajo. "No hay que especular", ha zanjado.

Sin embargo, la posibilidad de que Calviño acabe sucediendo a Lagarde y ocupando, por tanto, el cargo de máxima responsabilidad en el organismo con sede central en Washington es uno de los comentarios recurrentes en el PSOE. Su designación obligaría a Sánchez a sustituir a uno de sus 'pesos pesados' del Consejo de Ministros y para ello ya empiezan a sonar nombres como el de Jordi Sevilla, actual presidente de Red Eléctrica y que fue secretario de Economía del PSOE con Sánchez en la Secretaría General.

En el Gobierno en funciones consideran que Sánchez ha hecho méritos suficientes en Europa durante las últimas semanas para conseguir un cargo de máxima responsabilidad para España a nivel mundial. Y es que a nivel comunitario hay consenso en que la sucesión de Lagarde debería ser para un europeo y España quiere jugar su baza. Fuentes del Ejecutivo llevan tiempo admitiendo en privado que el FMI es una de las posibilidades que está sobre la mesa, al igual que lo era ocupar el cargo de Mr. PESC que finalmente fue para el ministro de Exteriores, Josep Borrell.

Hay que recordar, además, que Sánchez fue decisivo a la hora de consensuar el nombre de Lagarde para suceder a Mario Draghi en la Presidencia del BCE a partir de noviembre. La francesa era la 'tapada' y el presidente español jugó fuerte para intentar evitar al alemán Jens Weidmann. Formó tándem con Emmanuel Macron y consiguió colocar a una 'paloma' como la nueva jefa de Luis de Guindos al frente del principal despacho de Fráncfort.

Un Gobierno cuanto antes

De vuelta a los asuntos internos y con la vista puesta en el debate de investidura de la próxima semana la ministra de Economía ha insistido en la necesidad de que se forme un Gobierno estable cuanto antes que permita abordar las reformas que España necesita. En este sentido, ha criticado los comportamientos tanto del socio hasta ahora prioritario, Pablo Iglesias, como del líder de Ciudadanos, Albert Rivera. Al primero le ha reprochado que solo hable de sillones y al segundo que ni siquiera haya acudido a la llamada de Pedro Sánchez.

También ha recibido críticas de la ministra la patronal CEOE. Calviño se ha mostrado sorprendida ante la actitud de su presidente, Antonio Garamendi, que en los últimos días se ha posicionado a favor de la repetición de elecciones en noviembre. "Me sorprende que la CEOE no esté diciendo que cuanto antes se forme Gobierno, mejor", ha dicho la titular de Economía. 

Lo importante, ha afirmado Calviño, es que España cuente con un Gobierno que transmita confianza, certidumbre y estabilidad a los inversores internacionales. La ministra ha recordado que la economía española se enfrenta en otoño a una oleada de revisiones del 'rating' y ha asegurado que la mejora de la valoración de la deuda pública está condicionada a la formación de Gobierno. 

Ahora en Portada 

Comentarios