Martes, 15.10.2019 - 09:32 h
Al corriente en las obligaciones

Este es el certificado que demuestra que no tienes deudas con la Seguridad Social

Administraciones o entidades pueden exigir este documento para realizar diferentes trámites, como acceso a subvenciones o bonificaciones.

¿Cómo debo actuar ante una inspección de Hacienda?
Este es el certificado que demuestra que no tienes deudas con la Seguridad Social

Conocer la situación financiera de cualquier persona o empresa es una de las cuestiones principales antes de comenzar un negocio con ella o prestar financiación. Tener todos los datos no siempre es sencillo, pero un buen indicador de las cuentas son las deudas pendientes, si las hay, con la Tesorería General de la Seguridad Social.

Para demostrar que no se tienen cuentas pendientes con la Administración pública se puede solicitar el certificado de estar al corriente en las obligaciones de la Seguridad Social. Este documento permite visualizar la situación o deudas del interesado, así como otras vinculaciones con el sector público, como subvenciones o participaciones en procesos de concesión de contratos.

En concreto, identifica a la persona que lo solicita y valida que no tiene ninguna reclamación por deudas vencidas con la Seguridad Social. O, en caso de sí tener pagos pendientes, los especifica con cada importe concreto y señala a cuánto asciende el valor final.

En un principio puede parecer que la información que facilita se requerirá para asuntos entre particulares, como iniciar una relación contractual, laboral, comercial o prestar financiación, entre otros. Sin embargo, en muchas ocasiones la entrega de este certificado es obligatoria, especialmente cuando se realizan ciertos trámites con administraciones públicas. Como por ejemplo, será indispensable para el acceso a subvenciones o bonificaciones, concursos, contratos públicos, etc. 

¿Quién puede solicitarlo?

Está dirigido a las personas físicas que tengan asignado un número de afiliación a la Seguridad Social (NAF) o jurídicas con código de cuenta de cotización (CCC), con independencia del Régimen al que estén inscritas. Es decir, autónomos y empresas, que son quienes pueden contraer deudas con la Tesorería General. ¿De dónde provienen estas deudas? Tanto los trabajadores por cuenta propia, como las empresas son los responsables del pago de las cotizaciones cada mes o de otros pagos a este organismo.

En el caso de los trabajadores asalariados, no cuentan con esta obligación y no asumen este importe. No obstante si un trabajador asalariado necesita demostrar su situación existe un documento similar, denominado Informe de Situación de Cotización.

Para solicitar el Certificado de la Seguridad Social hay que acudir a la web de la Seguridad Social y acceder a la solicitud a través de tu usuario y contraseña, clave o con certificado digital. Al recibir un documento de este tipo es importante comprobar el Código Electrónico de Autenticidad (CEA) que aparece en la parte de abajo y permite validar su validez.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios