Aumentan las viviendas con 'okupas' en España

¿Cuánto se tarda en desalojar a los 'okupas' de una vivienda de forma legal?

Antes de julio de 2018 se tardaba años en echar a los 'okupas' de una vivienda. La Ley de Desahucio Exprés permite acortar los plazos, aunque el propietario debe interponer una demanda civil.

Echar las 'okupas' de una vivienda es un proceso que puede llevar meses.
Echar las 'okupas' de una vivienda es un proceso que puede llevar meses.
Canva.

El miedo a los 'okupas' crece en España. En la actualidad, alrededor de 100.000 viviendas están ocupadas de forma ilegal en nuestro país, disparando la demanda de alarmas entre los propietarios de casas. Y es que si unas personas ocupan una vivienda de manera ilegal, el proceso de desalojo no es sencillo y lleva tiempo.

Lo primero que hay que saber a la hora de recuperar la vivienda es que la ocupación es ilegal según la Constitución Española, que señala que cualquier inmueble es inviolable y "no se podrá acceder a él sin el consentimiento del titular". Ni siquiera puede acceder la Policía, salvo caso de flagrante delito.

Las primeras 48 horas de ocupación son clave, ya que en ese periodo la Policía tiene capacidad para desalojar a los inquilinos indeseados del inmueble sin orden judicial. Pasado ese tiempo, los 'okupas' se adhieren al derecho de inviolabilidad de la Constitución.

Hace unos años, echar a los 'okupas' de forma legal de una vivienda era un procedimiento que llevaba años. Sin embargo, desde la entrada en vigor en julio de 2018 de la Ley de Desahucio Exprés, el desalojo se agilizó en caso de que el propietario de la vivienda sea una persona física, una entidad sin ánimo de lucro o entidades públicas propietarias o poseedoras legítimas de vivienda social.

Para hacer uso de esta ley, el propietario ha de interponer una demanada solicitando la entrega inmediata de la vivienda. En ese punto, el juez pide a los 'okupas' documentos que justifiquen su presencia en el domicilio, como por ejemplo un contrato que acredite a la persona a vivir ahí.

El plazo de envío de los documentos es de cinco días, pero si no lo hacen o si los documentos son falsos, los 'okupas' afrontan un auto judicial irrecurible, con hora y fecha concreta que autorice el desahucio.

Los plazos para recuperar la vivienda 

A pesar del corto plazo de cinco días del envío de documentos por parte de los 'okupas', el proceso judicial se alarga. Si todo sale a la perfección, tras la presentación de una demanda civil de desahucio, se puede llegar a recuperar la vivienda en un plazo aproximado de 30 días.

Sin embargo, lo más habitual es conseguir de vuelta la casa en un periodo cercano a los dos meses y, en el peor de los casos, en un plazo de tres a cinco meses.

Mostrar comentarios