Jueves, 12.12.2019 - 11:32 h
Los deudores con Hacienda

Deportistas, empresarios, 'celebrities'... el once de gala del fraude fiscal en España

De Mario Conde a Rodrigo Rato, de Arturo Fernández a 'El Pocero' y de Gabi Milito, ilustres de tres décadas, en la lista negra.

Alineación de la morosidad tributaria
  

Como si de un ajuste de cuentas se tratara -en realidad, lo es- la lista de morosos del Ministerio de Hacienda sitúa año tras año desde 2015 a la España de las tres últimas décadas ante un espejo que le devuelve una imagen descorazonadora de ausencia generalizada de conciencia fiscal en casi todos los ámbitos de la sociedad. Nombres ilustres que protagonizaron la realidad política, deportiva y empresarial en los ochenta, los noventa y el arranque del siglo XXI aparecen en esta 'lista de la vergüenza' que amenaza con salpicar aún más nombres en su próxima edición, si el Gobierno de Pedro Sánchez cumple su compromiso de citar en la misma a los nombres y a los hombres y mujeres que están detrás de algunas de las empresas con mayores impagos con el Fisco. 

A la espera de esa nueva vuelta de tuerca gubernamental para promover por las bravas la conciencia fiscal entre la clase empresarial doméstica, la última 'lista negra' publicada por la Agencia Tributaria ha vuelto a dejar en evidencia a un puñado de nombres ilustres que en su día no cumplieron con sus obligaciones como debían y que aún hoy adeudan sus impuestos al Fisco. Si se centra el foco en el mundo de la empresa ahí aparece un año más, pese a sus constantes esfuerzos por evitarlo en la vía judicial, el fundador de AC Hoteles, Antonio Catalán, a través del hólding Anca Corporate -hoy en liquidación- que aún debe 85 millones de euros.

Destaca un año más en la lista, también, el que fuera presidente de los empresarios madrileños y vicepresidente de CEOE, Arturo Fernández, cuyo grupo de empresas arracimado en torno a la matriz, Grupo Arturo Cantoblanco, tiene una deuda pendiente con el Ministerio de Hacienda cercana a los 20 millones de euros. No es el único ex dirigente empresarial que esquivó sus obligaciones con Hacienda. Aún quedan empresas del emporio Marsans que levantara en su día Gerardo Díaz Ferrán, ex presidente de CEOE, que tienen deudas pendientes.

Pero dentro del ámbito empresarial si hay un sector que ha 'dado juego' desde que la lista de morosos comenzó a publicarse es el inmobiliario. Las promotoras han copado el top 10 de la lista de morosos con Hacienda de forma abrumadora hasta este mismo año y algunos de los 'self made men' más célebres del panorama empresarial patrio de hace diez o quince años figuran ahora como los mayores morosos con las arcas públicas. Ahí está el empresario cordobés Rafael Gómez Sánchez, más conocido como 'Sandokán', que amasó en tiempo récord poder y fortuna en la Andalucía de los 90 y los 2000 y cuyo emporio cayó al ritmo al que avanzaban las pesquisas del 'Caso Malaya', aflorando de paso un agujero fiscal de dimensiones impensables: 238 millones de euros. Y, como no, el célebre 'Pocero de Seseña', Rafael Hernando, cuyos delirios de grandeza en Seseña le han abierto un agujero de 85 millones a las arcas públicas.

No fueron los únicos. La fiebre del inmobiliario se construyó también sobre el impago de impuestos y la suma de los 'pufos' que dejaron cuando se fueron a la quiebra las grandes compañías del sector ronda todavía los 900 millones de euros.

El resurgir del inmobiliario empieza ya a ofrecer síntomas de que las malas costumbres no se han olvidado del todo. Este año han entrado por primera vez en la lista de morosos dos de los nombres más destacados de este resurgir de la inversión inmobiliaria: César Losada, impulsor del fondo de inversión en hoteles premium Alameda Capital Spain, que debe más de 4,6 millones de euros a Hacienda; y una de las sociedades del Grupo Baraka, de Trinitario Casanova, Baraka Renta SLU, con una deuda de 1,2 millones de euros.

De las portadas de los periódicos a la 'lista negra'

La lista de morosos es también un inventario de ídolos caídos, de personajes que lo tuvieron todo en su momento de mayor esplendor y que ahora penan sus pecados ante la Justicia...y ante la Hacienda Pública. Emerge en esta lista por encima de todos el nombre de Mario Conde, el otrora todopoderoso presidente de Banesto, que después de su fabulosa caída en desgracia y su atribulada experiencia en los tribunales debe todavía más de 12 millones de euros al Fisco.

Un recorrido similar hizo Rodrigo Rato, que pasó de ser "el mejor ministro de Economía de la historia de España", según el ya fallecido Emilio Botín; el primer presidente español del FMI y el 'elegido' para reflotar al mayor banco salido de la crisis, Bankia, al banquillo de los acusados y después a la cárcel. Eso sí, su deuda con la Hacienda que dirigió durante ocho años es muy inferior a la de Mario Conde y se sitúa en el entorno del millón de euros.

Otras 'celebrities' del mundo político-empresarial que ahora ven expuestos sus nombres en la 'lista de la vergüenza" de Hacienda son el ex célebre abogado Emilio Rodríguez Menéndez (3,6 millones de euros) y el empresario Agapito García Sánchez, el particular que más debe a la Hacienda Pública: 15.978.413 euros.

El mundo del deporte, también señalado

Los problemas de los deportistas con el Fisco ya existían antes de que Cristiano Ronaldo fuera amenazado con la cárcel por sus deudas con Hacienda. La mayoría han logrado resolver esos problemas por la vía pacífica antes de verse en la 'lista negra' que todos los años publica Hacienda, pero otros o no han podido o no han querido evitarlo.

La lista de morosos de 2019 no sólo incluye a ex presidentes de clubes de fútbol como los ya mencionados 'Sandokán', del Córdoba; o el ex presidente del Real Madrid, Lorenzo Sanz Mancebo (1.365.901 euros); sino que también incluye a ex futbolistas como Gabriel Milito (1.841.817 euros de deuda fiscal), ex del Real Zaragoza y del FC Barcelona; o el camerunés Alex Song, también ex del Barça, que debe más de cuatro millones de euros a Hacienda. En la lista permanece el dos veces campeón del Mundo, Sito Pons, que arrastra una deuda fiscal de 1,95 millones de euros.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING