Un decálogo del Gobierno expresa su compromiso con la "transparencia, la información y la participación"

El Consejo de Gobierno ha aprobado en la reunión de esta mañana una Declaración de Gobierno Abierto. Se trata de un texto - que incluye un decálogo- que expresa el compromiso del Ejecutivo regional con los pilares del gobierno abierto y que nace con intención de favorecer un proceso de adhesión.

La portavoz del Ejecutivo regional, Begoña Martínez Arregui, ha explicado que el Gobierno Abierto "es una forma de gobernar que se caracteriza por el diálogo, la cercanía y la proximidad. Y se fundamenta en los principios de transparencia, de información y de participación. Todo ello con el fin de reforzar la confianza de los riojanos en las instituciones".

Martínez Arregui ha subrayado que "el gran objetivo es impulsar el protagonismo de la sociedad en la formulación de las políticas públicas, o lo que es lo mismo, gobernar para los ciudadanos, pero contando con los ciudadanos."

El texto introductorio explica que el concepto de gobierno abierto tiene la lógica de un modelo relacional y basa sus principios en las relaciones abiertas con ciudadanos, colectivos, entidades locales y otras administraciones.

DIEZ COMPROMISOS

A continuación, la portavoz ha expresado los diez compromisos, que pasan por la apertura de la acción pública en torno a cuatro pilares básicos que materializan el concepto de gobierno abierto: la transparencia, la participación ciudadana, la colaboración y la apertura de datos.

Además, el Gobierno se compromete con un modelo de transparencia que fomente y promueva el derecho de acceso a la información que obra en poder de la administración, así como con los mecanismos de participación ciudadana como instrumento de integración plena y efectiva de los ciudadanos, los colectivos y las empresas en la vida social y económica de la región. Una participación igualitaria e inclusiva.

También, el Ejecutivo se compromete a crear mecanismos que permitan una mayor colaboración entre las administraciones -con especial atención a la administración local- las organizaciones de la sociedad civil y las empresas.

El Gobierno se compromete de manera especial con la apertura de los datos. El dato abierto debe permitir fomentar la reutilización de la información del sector público, en contextos en los que la tecnología actúa como generador de valor en torno al dato, y al conocimiento que éste entraña. La apertura de datos implica una gestión orientada a presentar datos abiertos, estructurados, en formatos no propietarios, acompañados de metadatos que los identifican, y susceptibles de ser enlazados a otros datos para favorecer su contextualización y explotación.

En el marco de la responsabilidad y la rendición de cuentas, el Gobierno se compromete a responder de manera efectiva de la gestión realizada, sometiéndose al control público, valorando de forma positiva la crítica y atentos a la posibilidad de mejora que esto ofrece.

Además, el Gobierno se compromete con la construcción de instituciones sólidas y eficaces, integradas por personas que orientan su actuación al servicio público y con un permanente y creciente compromiso con los intereses generales, un comportamiento ético, identificado con la observancia de valores, y con el deber de los servidores públicos de actuar con lealtad y honestidad.

En el octavo punto, apuestan por impulsar procesos de innovación pública e innovación social, trabajando en la implementación de metodologías, procesos y herramientas innovadoras que permitan crear valor público en el contexto de los procesos creativos y de aprendizaje colectivo.

También el Gobierno reconoce el papel de la transformación digital en la consecución de mayores niveles de apertura. Una transformación digital que favorezca la transformación de las organizaciones que actúan en torno a lo público, y con ello la transformación social en el contexto de la sociedad digital.

Finalmente, el Ejecutivo riojano se compromete a orientar sus recursos a la mejora de la capacidad para lograr el efecto que se desea o se espera de una política pública determinada.

La portavoz del Ejecutivo regional, Begoña Martínez Arregui, ha explicado que el Gobierno Abierto "es una forma de gobernar que se caracteriza por el diálogo, la cercanía y la proximidad. Y se fundamenta en los principios de transparencia, de información y de participación. Todo ello con el fin de reforzar la confianza de los riojanos en las instituciones".

Martínez Arregui ha subrayado que "el gran objetivo es impulsar el protagonismo de la sociedad en la formulación de las políticas públicas, o lo que es lo mismo, gobernar para los ciudadanos, pero contando con los ciudadanos."

El texto introductorio explica que el concepto de gobierno abierto tiene la lógica de un modelo relacional y basa sus principios en las relaciones abiertas con ciudadanos, colectivos, entidades locales y otras administraciones.

DIEZ COMPROMISOS

A continuación, la portavoz ha expresado los diez compromisos, que pasan por la apertura de la acción pública en torno a cuatro pilares básicos que materializan el concepto de gobierno abierto: la transparencia, la participación ciudadana, la colaboración y la apertura de datos.

Además, el Gobierno se compromete con un modelo de transparencia que fomente y promueva el derecho de acceso a la información que obra en poder de la administración, así como con los mecanismos de participación ciudadana como instrumento de integración plena y efectiva de los ciudadanos, los colectivos y las empresas en la vida social y económica de la región. Una participación igualitaria e inclusiva.

También, el Ejecutivo se compromete a crear mecanismos que permitan una mayor colaboración entre las administraciones -con especial atención a la administración local- las organizaciones de la sociedad civil y las empresas.

El Gobierno se compromete de manera especial con la apertura de los datos. El dato abierto debe permitir fomentar la reutilización de la información del sector público, en contextos en los que la tecnología actúa como generador de valor en torno al dato, y al conocimiento que éste entraña. La apertura de datos implica una gestión orientada a presentar datos abiertos, estructurados, en formatos no propietarios, acompañados de metadatos que los identifican, y susceptibles de ser enlazados a otros datos para favorecer su contextualización y explotación.

En el marco de la responsabilidad y la rendición de cuentas, el Gobierno se compromete a responder de manera efectiva de la gestión realizada, sometiéndose al control público, valorando de forma positiva la crítica y atentos a la posibilidad de mejora que esto ofrece.

Además, el Gobierno se compromete con la construcción de instituciones sólidas y eficaces, integradas por personas que orientan su actuación al servicio público y con un permanente y creciente compromiso con los intereses generales, un comportamiento ético, identificado con la observancia de valores, y con el deber de los servidores públicos de actuar con lealtad y honestidad.

En el octavo punto, apuestan por impulsar procesos de innovación pública e innovación social, trabajando en la implementación de metodologías, procesos y herramientas innovadoras que permitan crear valor público en el contexto de los procesos creativos y de aprendizaje colectivo.

También el Gobierno reconoce el papel de la transformación digital en la consecución de mayores niveles de apertura. Una transformación digital que favorezca la transformación de las organizaciones que actúan en torno a lo público, y con ello la transformación social en el contexto de la sociedad digital.

Finalmente, el Ejecutivo riojano se compromete a orientar sus recursos a la mejora de la capacidad para lograr el efecto que se desea o se espera de una política pública determinada.

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios