Hacienda abrió una inspección fiscal al grupo Godó con el Gobierno en funciones

El grupo catalán, editor de 'La Vanguardia' y 'El Mundo Deportivo', tiene abiertas inspecciones por el Impuesto de Sociedades e IVA.

La compañía facturó 167,4 millones de euros durante el ejercicio 2016 (un 4,7% menos que en el año anterior). Su beneficio, se recortó prácticamente a la mitad, hasta 4,7 millones.

Javier Godó, presidente del grupo Godó.

Dos inspecciones fiscales con el Gobierno en funciones. El grupo Godó, editor de La Vanguardia y El Mundo Deportivo, reconoce en sus cuentas anuales consolidadas que la Agencia Tributaria le abrió dos inspecciones durante el pasado ejercicio: una relativa al Impuesto de Sociedades y otra al IVA.

“Con fecha 24 de febrero de 2016 y con fecha 9 de marzo de 2016 se han recibido las notificaciones de inicio de actuaciones inspectoras en concepto de Impuesto de Sociedades para los periodos 2011 a 2013 y en concepto de Impuesto sobre el Valor Añadido para los periodos febrero 2012 a diciembre 2013”, detalla en la memoria que acaba de publicar en el Registro Mercantil. “En este sentido, en las diligencias recibidas hasta la fecha de formulación se ha solicitado información de de la sociedad dominante del grupo fiscal, Grupo Godó de Comunicación, de La Vanguardia Ediciones, de Catalunya Comunicació, de Summa Servicios 21, de Tisa Cable y de Emissions Digitals de Catalunya”, enumera.

Las inspecciones coinciden en el tiempo con el Ejecutivo de Mariano Rajoy en funciones, tras las elecciones de diciembre de 2015; y con el intento fallido de investidura de Pedro Sánchez. En sus cuenta de resultados, Godó indica que, a cargo del último ejercicio, su impuesto sobre beneficios superó los 1,42 millones de euros. Un año antes, se situó en 0,9 millones. En total, al cierre del último año fiscal, su saldo acreedor total con Hacienda ascendía a 3,7 millones, de los que 2,1 correspondían a IRPF.

Por el momento, el grupo Godó no prevé que las inspecciones abiertas conlleven una factura relevante. “A la fecha de formulación de las presentes cuentas anuales consolidadas las diligencias relacionadas con los procesos de inspección se encuentran en fase de recabar información”, explica la compañía. “Asimismo no se han puesto de manifiesto riesgos que pudieran tener un impacto significativo en las presentes cuentas anuales. No se espera que se devenguen pasivos adicionales de consideración para el grupo, consecuencia de la evolución de las actuaciones de la inspección antes citada ni de otras eventuales”, concluye.

En cuanto a la evolución de su negocio, la empresa apunta que su cifra de ingresos se situó al cierre del ejercicio en los 167,4 millones de euros, un 4,5% menos que en el año anterior. Su rentabilidad se recortó a casi la mitad. En concreto, su resultado consolidado se redujo en más de un 54%. Pasó de 10,3 millones de euros en 2015 a 4,76 millones a 31 de diciembre de 2016.

Godó explica que las cuentas de este último ejercicio, también las cifras comparables de 2015, se han elaborado siguiendo las Normas Internacionales de Información Financiera. Siguiendo el Plan General Contable, en el año 2015, el beneficio había permanecido invariable en los 10,3 millones, pero el importe neto de la cifra de negocios habría pasado de 175,7 millones a 199 millones de euros. Este cambio lleva a su auditora, PwC, a hacer un párrafo de énfasis, porque “las cifras correspondientes al ejercicio anterior difieren de las contenidas en las cuentas anuales consolidadas aprobadas del ejercicio 2015”. “Esta cuestión no modifica nuestra opinión”, apunta PwC, que cree que la memoria refleja “la imagen fiel del patrimonio consolidado y de la situación financiera consolidada” de Godó.Plantilla y riesgos

Durante este año, el grupo editor ha aumentado la plantilla, que ha pasado de 942 empleados al cierre de 2015 a los 1.023 trabajadores del pasado 31 de de diciembre. Su gasto en personal, en cambio, ha permanecido prácticamente invariable y repite en los 67,8 millones de euros.

El grupo de medios, que también es dueño de Rac1, 8TV y del 18,37% de Prisa Radio, explica en su memoria algunos de los riesgos a los que se enfrenta su negocio y, en ellos, no menciona, la situación política en Cataluña. “El grupo Godó crece adaptándose a una realidad cambiante, pero al mismo tiempo asumiendo nuevos retos para seguir siendo el holding multimedia más importante de Cataluña”, apunta.

“La estructura económica y financiera del conjunto de empresas que conforman Grupo Godó es saludable y permite abordar el futuro, siempre con rigor, con la gestión adecuada de los recursos y medios disponibles y el esfuerzo de todos los profesionales de todas sus empresas para hacer frente a los retos de un entorno cambiante y cada vez más competitivo, al que en este ejercicio debe añadirse una situación macroeconómica con mayores riesgos”, asume la compañía.

Ahora en portada

Comentarios