El 71 % de los directivos ve en la incertidumbre económica su mayor problema

  • El 71 % de los directivos considera que la incertidumbre económica es su principal preocupación seguida por la escasez de mano de obra cualificada (31 %) y los déficits públicos de los gobiernos (30 %), según el estudio anual de Infraestructuras de la consultora KPMG.

Madrid, 30 may.- El 71 % de los directivos considera que la incertidumbre económica es su principal preocupación seguida por la escasez de mano de obra cualificada (31 %) y los déficits públicos de los gobiernos (30 %), según el estudio anual de Infraestructuras de la consultora KPMG.

El informe, elaborado a partir de entrevistas realizadas a directivos de empresas de ingeniería y construcción de 27 países, subraya además que el sector energético es el que mayor potencial ofrece a corto plazo para estas compañías.

Así, algo más del 40 % de los entrevistados prevé que el sector energético ofrezca la mayor oportunidad de ingresos durante los próximos 12 meses. En segundo lugar se encuentran las obras civiles (puentes y carreteras) y según el 24 % las vinculadas con el ámbito residencial, seguidas por las obras ferroviarias y minera.

Los proyectos del ámbito de la energía se sitúan como los más atractivos de cara a ser llevados a la práctica a través de asociaciones público-privadas, seguidos muy de cerca por los proyectos de transporte.

Los entrevistados cuestionan además el compromiso de los gobiernos de cara a la puesta en práctica de unas inversiones en infraestructuras enormemente necesarias.

"Puesto que las políticas de austeridad de muchos países limitan el alcance del gasto del sector público, resulta crucial crear un entorno que fomente la inversión del sector privado," indica Fernando Vizoso, senior manager del Sector Infraestructuras de KPMG en España.

En este sentido, resulta preocupante que solo un 47 % de los entrevistados considere que las políticas de sus gobiernos respectivos están teniendo un efecto positivo.

A pesar de los problemas que afectan a la deuda soberana y, de manera aún más preocupante, a la zona euro, los directivos del sector ingeniería y construcción siguen mostrándose optimistas de cara al futuro.

De esta forma, el 49 % de los participantes espera que sus carteras de pedidos crezcan del 5 al 15 % durante el próximo año y sólo el 11 % de las compañías encuestadas prevé que descienda el número de proyectos en cartera en 2012.

Por otro lado, el 57 % afirma que sus ingresos en 2011 se han incrementado respecto a los de 2010, siendo la región de Asia-Pacífico la que ha experimentado un mayor crecimiento (72 %), seguida por la región de Europa Oriente Medio y África-EMEA- (53 %) y América (41 %).

Además, el estudio indica que una de cada dos empresas constructoras no fue capaz de prever los problemas que causaron la erosión de sus márgenes.

Mostrar comentarios