Lunes, 09.12.2019 - 08:57 h
Por encima del resto... solo en dinero

Golpe al Madrid en el año en que volvió a ser el más rico y batió récords de ingresos

El equipo blanco se convirtió esta temporada en el primer conjunto de fútbol que superó la barrera de los 700 millones de presupuesto. 

Florentino Pérez en la presentación del jugador Jesús Vallejo en el Bernabéu
El fiasco del Madrid el año en que volvió a ser el más rico y batió récords de ingresos. / EP

Aunque en las cuentas de resultados de cualquier empresa o sociedad las sumas y restas simples no siguen las reglas de ninguna ciencia exacta, sin los 110 millones de euros que se ingresaron en el verano de 2018 por la venta de Cristiano Ronaldo, el Real Madrid habría afrontado la temporada con un presupuesto algo superior al del Bayern de Múnich (en torno a los 640 millones de euros) y vería desde abajo al Manchester United e incluso al FC Barcelona como equipos más poderosos del mundo en el apartado económico. Pero eso es periodismo ficción y la realidad es que el delantero portugués se marchó y el presidente blanco, Florentino Pérez, presentó a finales de septiembre unas cuentas históricas en casi todos los aspectos... monetarios.

El más importante, y el de mayor relumbrón, empieza con los ingresos. Según explicó el propio Pérez en la Asamblea General de Socios, el club afrontaba la temporada con un presupuesto de 750 millones de euros. En ese momento habló de cifras "récord" e incluso se reivindicó como "salvador". Tenía razón en lo primero (para lo segundo, que decidan los socios): según el informe que realiza anualmente Deloitte, y en el que se comparan las cuentas de los grandes equipos europeos, el Madrid volvió a liderar el ránking absoluto como el de mayor riqueza, un cetro que ha ocupado más veces que nadie: hasta en 12 ocasiones.

Lo hizo por encima del Manchester United, que llevaba desde la 2015/2016 como el conjunto con un volumen de ingresos más elevado, aunque seguido más de cerca bien por el propio Madrid o por el Barcelona. Porque el 'sorpasso' de los merengues de esta temporada vino acompañado de varios extras de supremacía. El primero, que nadie había superado jamás los 700 millones de ingresos en un año deportivo; y el segundo, que la diferencia que le saca al segundo en dichos ingresos (60,5 millones) es la segunda más alta de la historia. 

Los topes batidos no se quedan ahí: ningún otro equipo le saca más tajada a los ingresos comerciales (356 millones logra el Madrid, tras mejorar en 55 millones la cifra del año precedente) ni a la televisión  (251 millones, en un empate en este caso con el finalista de Champions del año pasado: el Liverpool). Solo en lo que se recauda por taquilla es superado por otro conjunto europeo: el Barcelona se embolsa por asistencia al Nou Camp 114,8 millones de euros frente a los 143,4 de los blancos. 

"El esfuerzo que hemos hecho en estos años nos ha llevado a ser líderes no solo en lo deportivo, sino también en el económico", proclamó Florentino Pérez ante los socios en septiembre. Entonces, en aquella asamblea, latía ya la polémica en torno a la gestión deportiva del equipo, tras la marcha de Cristiano. Aunque, por encima de los recelos sobre la capacidad de Julen Lopetegui (que sería despedido un mes después), aquel día se hablaba de números y la polémica giró sobre el proyecto faraónico de Pérez de reforma del Santiago Bernabéu, un proyecto de casi 600 millones de coste que iba a exigir otra serie de sacrificios. 

Hablando de sacrificios, el presidente madridista insistió en la necesidad de la obra y en que él lo había dado todo por su equipo: "Salvé al club y me fui, tuve que volver en 2009 para que todos sean compromisarios. Hubo momentos que había algunos colados del Atleti. Volví por regenerar esta asamblea. Desde 2009 me puse a trabajar en el proyecto del estadio, era lo que me faltaba".

Para lograr este deseo tan perseguido, el Real Madrid se ha embarcado en una operación financiera sin precedentes con la emisión de los conocidos como 'bonos Bernabéu'. Las entidades contratadas para la colocación, JP Morgan y Citigroup, trabajan con el objetivo de atraer hasta un total de 400 millones de euros a un plazo de 30 años y con un tipo de interés anual del 2,5%. El club blanco quiere aprovechar la actual curva plana de tipos para dotar unos recursos que exigirán un servicio de deuda anual, incluyendo intereses y amortización del principal, del orden de 25 millones cada año. Una cifra que no parece muy elevada teniendo en cuenta sus 750 millones de euros en ingresos.

Porque sí, Ronaldo se fue (a un equipo como la Juventus... con casi la mitad de presupuesto total) y el Madrid es el equipo de fútbol más rico del mundo... pese a que le restan tres meses de temporada en los que tendrá que decidir qué hacer con todo el dinero que le va a sobrar sin tener que gastar nada más en champán ni en celebraciones. 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING