Lunes, 18.11.2019 - 17:08 h
En el proyecto de ley

El impuesto digital prevé multas de hasta 400.000 euros por ocultar a los usuarios

El texto legislativo de la 'tasa Google' contempla que las sanciones para esta infracción tributaria grave serán como mínimo de 15.000 euros.

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero. EFE
La ministra de Hacienda, María Jesús Montero. EFE

El proyecto de Ley del impuesto sobre determinados servicios digitales, la conocida como 'Tasa Google', prevé multas de entre 15.000 y 400.000 euros para las empresas que no colaboren en la localización de los dispositivos de los usuarios en el territorio de aplicación del impuesto, es decir, en todo el país.

Hay que recordar que el impuesto diseñado por el Gobierno de Pedro Sánchez gravará con un tipo del 3% los ingresos generados por servicios de publicidad dirigida en línea, servicios de intermediación en línea y la venta de datos obtenidos a partir de información proporcionada por el usuario.

En el anteproyecto de este nuevo impuesto ya se preveían sanciones de hasta el 0,5% del importe neto de la cifra de negocios del año natural anterior para las empresas que tratasen de ocultar la ubicación del usuario de esos servicios mediante el falseamiento u ocultación de la dirección de Protocolo de Internet (IP) u otras pruebas.

Ahora, sin embargo, en el texto remitido al Parlamento se considera grave incumplir la obligación de “establecer los sistemas, mecanismos o acuerdos que permitan determinar la localización de los dispositivos de los usuarios en el territorio de aplicación del impuesto”, pero se elimina la referencia explícita a la dirección IP.

Así, el texto del proyecto de Ley ha sufrido algunas modificaciones en lo que se refiere a las multas y en su versión definitiva añade que las sanciones para esta infracción tributaria grave serán como mínimo de 15.000 euros y como máximo de 400.000 euros, aunque podrán ser objeto de reducción conforme a lo dispuesto en la Ley General Tributaria.

El impuesto afectará a empresas con ingresos anuales mundiales de al menos 750 millones de euros e ingresos en España superiores a 3 millones, se liquidará trimestralmente y el devengo se producirá por cada prestación de servicios sujeta al impuesto.

El Consejo de Ministros dio luz verde el pasado día 18 de enero a dos proyectos de ley de nuevos impuestos: la 'tasa Google' y la 'tasa Tobin'. Entre ambos, uno dirigido a las grandes multinacionales tecnológicas y otro a compañías financieras, se espera una recaudación de 2.000 millones de euros, de acuerdo con el proyecto de Presupuestos Generales del Estado para 2019. Solo con el que gravará los servicios digitales la recaudación se cifra en 1.200 millones.

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING