Jueves, 21.03.2019 - 22:37 h

El precio de la crisis para los jóvenes titulados: el 35% en paro y casi la mitad en empleos por debajo de su nivel

  • El 56,6% está desempleado al año de terminar sus estudios universitarios y el 35,6% sigue desocupado a los cuatro años de graduarse.
  • El 51,5% tiene empleos de menor cualificación que su nivel de formación un año después de terminar la carrera y el 44,5% cuatro años después.

El 35,6% de los titulados universitarios no tiene empleo cuatro años después de terminar sus estudios y además el 44,5% ocupa puestos de trabajo por debajo de su nivel de preparación. No obstante, esto no ha hecho dispararse el número de jóvenes graduados que intentan trabajar por cuenta propio: sólo el 10,3% de ellos desarrolla una actividad profesional como autónomos a os cuatro años de completar su formación universitaria.


Tampoco, según los datos facilitados por la secretaria de Estado de Educación, FP y Universidades, Montserrat Gomendio, se ha disparado la emigración a otros países en busca de empleo. Según la número 2 del departamento del ministro Wert, el pasado año abandonaron España 44.000 jóvenes de entre 20 y 24 años y 81.000 de 25 a 29 años. De ellos, sólo 4.615 entre los de 20 a 24 años y 9.300 entre los de 25 a 29 eran españoles. Según Gomendio, la emigración de los profesionales de menor edad se ha debido principalmente al retorno a sus países de origen de los hijos de los inmigrantes.


La proporción de desempleados entre los nuevos titulados universitarios al poco tiempo de terminar sus estudios es aún mayor. Un año después de completar su carrera universitaria, son más de la mitad, el 56,6%, los graduados que no está ocupados. También aumenta la sobrecualificación (ocupar un empleo de cualificación inferior al nivel de estudios) cuando se miran los datos de los titulados un año después de graduarse, cuando ascienden al 51,5%. Y el porcentaje de autónomos es menor también al año de titularse: sólo trabajan por cuenta propia el 7% en ese momento.


Son algunos de los principales datos del informe Inserción laboral de los estudiantes universitarios, que ha sido presentado por Montserrat Gomendio y por el secretario general de la Conferencia de Consejos Sociales de las universidades españolas, Miguel Ángel Acosta.
Para elaborar el informe se ha realizado el seguimiento de los 190.000 titulados universitarios que se graduaron en el curso 2009-2010 y de aquellos que comenzaron su carrera en el curso 2004-2005 pero no llegaron a concluir sus estudios, a través de los datos de afiliación a la Seguridad Social: vida laboral, bases de cotización para comprobar la evolución de sus salarios, tipo de ocupación y de empresa, sector de actividad y tipo de relación laboral.


La tasa de desempleo de los titulados universitarios de nuestro país fue al terminar el año 2013 del 13,5% según los datos recogidos en el informe La empleabilidad de la población cualificada, elaborado por EAE Business School con datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) y del Instituto Nacional de Estadística (INE). En la última EPA publicada, correspondiente al tercer trimestre de este año, los trabajadores con estudios superiores (incluye titulados universitarios, ciclos superiores de FP y doctorados) en situación de desempleo ha sido del 14,46%.
Es decir, que el nivel de ocupación de los profesionales con mayor nivel de formación es sensiblemente superior a la del conjunto de los españoles, cuya tasa de paro se ha situado en esa EPA del tercer trimestre de 2014 en el 24,67%, casi el doble que la de los titulados superiores.


¿Por qué entonces en el informe presentado por Educación el nivel de desempleo entre los titulados universitarios es del 35%? La respuesta es porque en la Encuesta de Población Activa se recoge la situación laboral de los trabajadores con estudios superiores de todas las edades, mientras que el estudio hecho público ahora por el departamento de Gomendio ha recogido la información referente a los graduados de la promoción 2009-2010.


Así pues, puede concluirse que los jóvenes graduados universitarios, al igual que sucede con los de otros niveles de formación, están especialmente perjudicados por la mala situación del empleo por la que atraviesa nuestro país. Mientras que el paro en el conjunto de trabajadores con nivel de estudios universitarios de todas las edades se sitúa en el entorno del 13,5%-14,5%, entre los titulados más recientes, los que se graduaron hace cuatro años, esa tasa de desempleo se dispara hasta el 35%.


No obstante, hay grandes diferencias en los niveles de inserción laboral de los titulados de las distintas áreas académicas. Los más demandados en el mercado de trabajo son los titulados en Ciencias de la Salud, que a los cuatro años de graduarse tienen una tasa de ocupación del 71,4%; les siguen los de ingenierías y Arquitectura, con el 67,2%; los de Ciencias Sociales y Jurídicas, con el 63,8%; los de Ciencias, con el 63,6%; y los de Artes y Humanidades son los que menor empleabilidad tienen: cuatro años después de titularse, su tasa de empleo es del 48,8%, sensiblemente inferior a la del resto de especialidades.Comparativa internacional

La comparativa internacional muestra que en el mercado laboral español los profesionales con mayor formación rentabilizan menos su nivel de cualificación que en otros países desarrollados de nuestro entorno. Así lo demuestran los datos. Mientras que en España en el año 2012 la tasa de paro de los titulados superiores era del 14%, en los Estados de la Unión Europea (UE-21) era del 6% y en la OCDE la media era del 5%.
No obstante, los más formados son los que mayor índice de inserción laboral disfrutan. En esa misma comparativa internacional el índice de paro de los titulados superiores era el mencionado 14%, mientras que quienes tenían estudios de segunda etapa de Secundaria presentaban un paro del 22% y era del 31% entre los trabajadores con formación inferior a la segunda etapa de Secundaria.


También se refleja en la última Encuesta de Población Activa: los titulados superiores tenían una tasa de desempleo del 14,46%, mientras que era del 21,89% entre los trabajadores con segunda etapa de Educación Secundaria, del 30,68% para la primera etapa de Secundaria, del 38,04% para quienes sólo tienes estudios de Primaria, del 47,81% para aquellos que no terminaron la Primaria y del 50,03% entre los analfabetos.


La secretaria de Estado de Educación, FP y Universidades ha anunciado que en las próximas semanas su departamento publicará una versión más amplia de este estudio que permitirá disponer de un "mapa de la empleabilidad" de los nuevos titulados universitarios españoles, que incluirá el nivel de inserción laboral de las distintas carreras y centros universitarios, para que los estudiantes tengan un "conocimiento preciso" del nivel de empleabilidad de las diferentes titulaciones y universidades.


El estudio, para el que se ha hecho un seguimiento en el tiempo de los titulados de 146 titulaciones, ha sido elaborado con datos del Ministerio de Educación, la Seguridad Social, el Instituto Nacional de Estadística (INE) y de la Conferencia de Consejos Sociales de las universidades españolas.Empleos por debajo de su nivel de estudios

Además, la mitad de los nuevos titulados universitarios que tiene empleo no ocupa un puesto acorde a su nivel de estudios. En concreto, el 51,5% un año después de concluir sus estudios y el 44,5% cuatro años después de obtener su titulación. Según el informe, en 2011, un año después de graduarse, sólo el 48,5% de los titulados que estaba dado de alta en la Seguridad Social ocupaba un puesto acorde a su nivel de formación; el 23,1% tenía un trabajo de nivel medio no manual; y el 28,4% tenía un empleo bajo y manual.


La situación transcurridos tres años más, en 2014 (a los cuatro años de completar su titulación universitaria) mejora ligeramente, pero sigue mostrando que en el mercado laboral de nuestro país los titulados universitarios no rentabilizan de igual manera su formación que en otros países desarrollados.


Los graduados que ocupan un puesto acorde a su nivel de estudios a los cuatro años de terminar su titulación ascienden ligeramente hasta el 55,5%, mientras que el 20,1% sigue ocupando un empleo medio no manual y el 24,4% permanece en un trabajo de nivel bajo y manual.


Por ramas de enseñanza, los que más rentabilizan su nivel de preparación son los titulados en carreras de Ciencias de la Salud: el 81,1% trabajaba en un puesto acorde a su cualificación al año de terminar sus estudios y el 88,2% cuatro años después de graduarse. A continuación se sitúan los titulados de Ingenierías y Arquitectura, ya que el 57,5% tiene un empleo acorde a su formación al año de titularse y el 61,4% cuatro años después de completar sus estudios. Muy parejos están los titulados de Ciencias: el 53,9% tiene un empleo acorde a su formación un año después de graduarse y el 62,9% a los cuatro años de concluir su etapa universitaria.


Los titulados que consiguen acceder a puestos menos cualificados en el mercado de trabajo son los de Ciencias Sociales y Jurídicas y los Artes y Humanidades. Sólo el 37,8% de los graduados de carreras sociales y jurídicas tiene un empleo al nivel de esus estudios al año de graduarse y el 44,7% cuatro años después de su graduación. Por su parte, entre los titulados de Artes y Humanidades son el 42,6% los que tienen un empleo acorde a su cualificación un año después de titularse y el 50,6% a los cuatro años de su graduación.Mapa de empleabilidad de carreras y universidades

El objetivo del estudio es convertirse en una guía informativa para que los estudiantes tengan más elementos de decisión a la hora de escoger su futura formación y para que las universidades puedan adaptar su oferta de titulaciones a las demandas del mercado laboral.
La secretaria de Estado de Educación, FP y Universidades ha anunciado que en las próximas semanas su departamento publicará una versión más amplia de este estudio que permitirá disponer de un "mapa de la empleabilidad" de los nuevos titulados universitarios españoles, que incluirá el nivel de inserción laboral de las distintas carreras y centros universitarios. Las titulaciones con mejores índices de inserción laboral en nuestro país con Medicina, Óptica, Ciencias Actuariales y Financieras, la Ingeniería en Automática y Electrónica Industrial e Ingeniería en Electrónica.Pocos autónomos entre los jóvenes titulados

Sólo uno de cada diez nuevos titulados universitarios está ocupado como autónomo cuatro años después de terminar sus estudios, según el informe. En concreto, el 10,3% de los estudiantes que obtuvieron su titulación en el curso académico 2009-2010 desarrollaba una actividad económica por cuenta propia a los cuatro años de abandonar la universidad. Ese porcentaje es del 7% cuando sólo ha transcurrido un año desde su graduación.


Los que más desarrollan actividades profesionales como autónomos son los titulados en carreras de Ciencias de la Salud: el 12% al año de graduarse y el 15,3% cuatro años después de terminar sus estudios. Les siguen los titulados de las titulaciones de Artes y Humanidades: 8,1% un año después de completar su formación universitaria y 11,8% cuatro años después. Tras ellos, los graduados en ingenierías y Arquitectura: el 7,2% al año de finalizar sus estudios y el 10,9% a los cuatro años. Los que menos trabajos como autónomos ocupan son los titulados de carreras de Ciencias: el 8% al año de graduarse y el 8,8% a los cuatro años; y los universitarios de titulaciones del área de Ciencias Sociales y Jurídicas: el 5,6% al año de completar su carrera y el 8,7% cuatro años después de concluir sus estudios.
Teniendo en cuenta las áreas de conocimiento, son los titulados de carreras relacionadas con la Arquitectura y construcción los que se ocupan en actividades profesionales como autónomos en mayor medida: el 27,5% a los cuatro años de terminar su formación universitaria.
A continuación se sitúan los licenciados en Veterinaria (26,4%); los relacionados con la agricultura, ganadería y pesca (17%); los titulados en Artes (16,7%); los licenciados en Derecho (15,6%); los de titulaciones del área de Salud (15,3%); los relacionados con actividades de ciencias sociales y del comportamiento (13,2%), los tituladosque tienen que ver con el Periodismo y la información (11,6%), los de Humanidades (11,3%); y los relacionados con la industria manufacturera y producción (10,5%). El resto se encuentran por debajo del 10%, que es la media del conjunto de titulados universitarios.

Ahora en Portada 

Comentarios