Los despachos piden a Montero que facilite el cobro

Presiones a Hacienda para crear 'canales exprés' y devolver el IRPF a las madres

La Agencia Tributaria estudia cómo asumir el aluvión de rectificaciones que se avecina tras fijar el Supremo que la prestación no tributa por Renta

María Jesús Montero durante el debate de los Presupuestos en el Senado
María Jesús Montero asume la devolución del IRPF de maternidad / L. I.

La sentencia del Tribunal Supremo que establece que las prestaciones públicas de maternidad percibidas de la Seguridad Social están exentas del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) no ha pillado por sorpresa a la Agencia Tributaria, que ya se prepara para hacer frente a una avalancha de reclamaciones que amenaza con suponer un coste millonario para las arcas públicas, al tiempo que maniobra para evitar la judicialización de los procesos de rectificación de las declaraciones.

De momento, en Hacienda guardan silencio de cara a la opinión pública, pero a los despachos de abogados ya les han transmitido que no les queda más remedio que aplicar el criterio del Supremo. La sentencia no les ha pillado con el paso cambiado, pues la esperaban desde que en junio de 2017 el Tribunal Superior de Justicia de Madrid estimase el recurso de una mujer y ordenase a Hacienda que le devolviera la cantidad ingresada en el IRPF de 2013 por la prestación por maternidad con cargo a la Seguridad Social percibida en dicho ejercicio.

Ahora, en el departamento que encabeza María Jesús Montero reconocen que tendrán en cuenta el criterio del Supremo tanto ante los recursos y reclamaciones que se encuentran actualmente en curso como los que se puedan presentar en el futuro, a tenor de que se podrán reclamar estos ingresos indebidos desde el año 2014, último ejercicio no prescrito.

Es más, la estrategia podría estar ya definida, según apuntan fuentes jurídicas, que recuerdan que en el ministerio son conscientes de que, aunque son necesarias dos sentencias del Supremo para sentar jurisprudencia, la conocida esta mañana dicta doctrina legal. "Es muy clara, no tiene nada que matizar, ni aclarar, ni corregir", esgrimen con firmeza las mismas fuentes.

En esta línea, recuerdan la experiencia vivida con el conocido como céntimo sanitario, declarado ilegal por el Tribunal de Justicia la Unión Europea y por el que la Agencia Tributaria tuvo que habilitar un procedimiento exprés a través de su página web para agilizar los trámites necesarios para proceder al abono de las cantidades debidas. En total, el entonces ministro Cristóbal Montoro habilitó unos 2.000 millones a devolver, de los 13.000 que reclamaba la Justicia europea.

Un coste millonario

Aunque contabilizar el coste total que podría tener la devolución a las contribuyentes de lo tributado por IRPF por esta prestación en los últimos cuatro años se antoja complicado, sí se puede hacer una estimación. La Seguridad Social concede unas 250.000 prestaciones por maternidad cada año, lo que deja el total desde 2014 en aproximadamente un millón.

Teniendo en cuenta que la prestación media asciende a unos 5.700 euros y que paga en promedio un IRPF del 15%, los beneficiarios pueden recuperar aproximadamente unos 900 euros. La media, proyecta el socio de Garrigues José María Cobos, podría situarse en torno a los 1.000 euros. Desde otros despachos, como Salcedo Abogados, estiman que Hacienda tendrá que devolver a los contribuyentes entre 1.500 y 2.500 euros por cada hijo. Mientras, la OCU cree que la devolución oscilaría entre 1.000 y 2.600 euros. Asumiendo el umbral de los 1.000 euros, el desembolso para las arcas públicas sería de hasta 1.000 millones de euros.

Un coste millonario que los técnicos ya están estudiando cómo asumir. No en vano, Cobos recuerda que "ya hay miles de procedimientos abiertos en relación a esta cuestión" y "Hacienda ya está haciendo números por la que se le viene encima". A su juicio, "se va a generar un lío administrativo importante". 

Con todo, desde despachos como Garrido abogados, el asesor fiscal Fernando Plata recomienda a los afectados –madres, y también padres, pues recordemos que cuando el padre disfruta del periodo cedido por la madre, la prestación que él percibe sigue siendo de maternidad– que reclamen a la Agencia Tributaria la devolución de los ingresos indebidos de los últimos cuatro años, antes de que prescriban. 

Ahora en Portada 

Comentarios