Domingo, 05.04.2020 - 15:02 h
Las consecuencias del coronavirus

Funcas estima que el déficit se irá al 5,5% y la deuda por encima del 100% del PIB

La entidad augura que el virus traerá un bienio perdido para la economía: el PIB caerá un 3% en 2020 y rebotará un 2,8% en 2021.

Fotografía Gran vía todo cerrado / EFE
La parálisis económica se traducirá en dos años perdidos para la economía española / EFE

Dos años perdidos para la economía española y un fenomenal salto atrás en los avances conseguidos para estabilizar las cuentas públicas. El equipo de analistas de Funcas se ha atrevido a realizar una primera aproximación de los efectos económicos y prespuestarios que la paralización de la actividad económica como consecuencia de las medidas para prevenir la propagación del coronavirus pueden tener sobre España y ha estimado que el déficit público -en ruta hacia el equilibrio presupuestario desde hace casi una década- se disparará hasta el 5,5% del PIB y que la deuda pública volverá a rebasar la barrera psicológica del 100% del PIB de aquí a final del año, según un artículo publicado este miércoles y que lleva la firma de los dos principales analistas de la fundación de cajas de ahorro: Raymond Torres y María Jesús Fernández.

El informe descuenta que el impacto de las medidas adoptadas por el Gobierno de Pedro Sánchez sobre el déficit público será significativo y no sólo alcanzará a 2020 sino que se arrastrará también a lo largo de 2021, cuando estiman que el déficit se situará en el 4,1%, por encima de esa barrera del 3% que Europa marca como el umbral máximo asumible si bien ahora ha quedado suspendida de manera temporal por Bruselas.

En este sentido, Funcas estima en unos 20.000 millones de euros el impacto presupuestario de las medidas de contingencia adoptadas hasta ahora por el Ejecutivo, entre las que cuentan la cobertura de las cotizaciones sociales de los trabajadores afectados por un ERTE por causa de fuerza mayor, la garantía de la cobertura por desempleo de los trabajadores afectados, tanto por cuenta ajena como por autónomos, y los complementos de ingresos previstos para los colectivos más vulnerables por esta crisis. "Se anticipa una fuerte agravación del déficit público, hasta el 5,5% del PIB en 2020 -tres puntos por encima del escenario de base, anterior a la crisis-, por el doble efecto de la erosión de la base recaudatoria del gasto como consecuencia de la caída temporal de actividad, y del impacto fiscal de las medidas de respuesta a la crisis sanitaria".

EL DATO

La economía española caerá un 3% en 2020

Según el Servicio de Análisis de Funcas

En la comparativa internacional, la magnitud de la respuesta española es mucho más generosa que la activada en otros países como Alemania o Italia, pero es más prudente que la realizada en otros países como Francia, Reino Unido o Estados Unidos, que también han dispuesto medidas de recortes de impuestos y de estímulos a la inversión pública,  según la estimación de Funcas.

El riesgo de que la factura de la crisis se agrave

El equipo de analistas de Funcas advierte de que estas estimaciones están rodeadas de una incertidumbre inevitable en una situación como lo actual y que los riesgos que la rodean apuntan, en todo caso, a un posible agravamiento de estos impactos. Entre los elementos que pueden elevar la factura económica y presupuestaria de la crisis se mencionan una mayor extensión geográfica y temporal de la pandemia o que ésta degenere en una crisis financiera y de deuda. "La contención de las primas de riesgo es, por tanto, esencial para permitir a los estados llevar a cabo los planes de respuesta a la crisis sanitaria, de cara a mantener el aparato productivo en condiciones para un futuro rebote", aseguran.

El riesgo para España de que la actual crisis sanitaria acabe convertida en una crisis financiera y de deuda es elevado si se tiene en cuenta que la carga de la deuda pública volverá a consolidarse por encima del 100% del PIB tras las medidas de contingencia habilitadas por el Gobierno.

Dos años de estancamiento económico

La economía española no podrá evitar la recesión. La parálisis económica desencadenada por la pandemia va a ser de tal calibre que según las estimaciones de Funcas, mucho más moderada que las deslizadas desde otros ámbitos, la economía se desplomará un 3% en 2020 para luego rebotar un 2,8% en 2021. Un 'bienio perdido' del que además se saldrá con una inercia económica sensiblemente más moderada de la prevista hace solo unas semanas.

Funcas vislumbra una evolución en 'U', aunque con matices. El desplome de la economía en el primer y segundo trimestre del año -especialmente en verano- se verá compensado con un crecimiento intertrimestral poderoso en la recta final del ejercicio, que conducirá a la economía española a una 'normalizacion' de la situación...pero hacia un crecimiento mucho más moderado del que se preveía antes del virus. "Se espera una recuperación en forma de 'U', y no de una 'V', porque en sectores como el turístico el regreso a la normalidad será lento".

Las proyecciones de Funcas auguran también un golpe severo sobre el empleo y no garantizan que se vaya a recuperar todo el empleo perdido en la crisis, aunque sí estiman que el grueso del mismo se recuperará en la segunda mitad del año. No obstante, advierten que la fuerza de la recuperación dependerá en gran medida de que exista "una respuesta de política económica a la altura de las circunstancias".

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING