Domingo, 08.12.2019 - 08:31 h
Preocupa la falta de opositores

Funcionarios de élite abogan por la vía LinkedIn para captar futuros altos cargos 

La plataforma que agrupa a los cuerpos superiores del Estado (Fedeca) plantea crear una 'unidad de cazatalentos' para rejuvenecer la escala directiva.

Fotografía lupa LindekIn / EFE
Los cuerpos superiores del Estado animan al Gobierno a utilizar LinkedIn para 'captar' a los altos funcionarios del futuro / EFE

"Si vamos a necesitar directivos tenemos que empezar ya a seleccionar directivos". En Fedeca, la asociación que aglutina a los principales cuerpos superiores del Estado -la 'cantera' de la que se nutre la escala directiva del Estado hasta el nivel de los directores generales- están preocupados por el desplome de las vocaciones funcionariales y por las dificultades cada vez más manifiestas para cubrir las plazas que se sacan a oposición, en ocasiones por la falta de nivel de los opositores en otras por la ausencia de candidatos. La demografía es inexorable e indica que la edad media de los altos funcionarios de la Administración del Estado es de 52 años y que en la próxima década se jubilará cerca de la mitad de la actual escala ejecutiva. La situación es de bastante alarma.

Fedeca ha concluido que el sistema de oposiciones actual está obsoleto e inhibe el acceso a la Administración del talento joven y que es urgente darle una vuelta para facilitar la atracción de nuevos talentos y rejuvenecer la escala ejecutiva de la Administración. "No es que el sistema actual de acceso a la Administración sea malo. De hecho ha funcionado bien durante los últimos cien años. Pero la sociedad ha cambiado y ha llegado el momento de retocarlo", asegura Jordi Solé, inspector de Hacienda y presidente de Fedeca.

Y el cambio más urgente, según la organización, es la disposición de pasarelas que faciliten el acceso a la Administración del Estado a los mejores talentos del mundo académico. "El problema no es que no vengan, es que no sabemos si acaban aquí o no", señalan desde la organización. Para conseguirlo, una de las estrategias que plantean es ir a buscar ese talento allá donde está. Los cuerpos superiores entienden que hay que superar el modelo tradicional según el cual hay que buscar las ofertas de empleo público en un BOE que nadie lee ya y empezar a difundir éstas por otros canales "con una utilización intensiva de canales digitales y redes sociales para llegar al público objetivo que se persigue", colgando esas ofertas en plataformas de uso común por los jóvenes universitarios como LinkedIn o Infojobs

"Muchos universitarios no conocen la variedad de puestos de trabajo que se pueden ocupar en la Administración", se lamenta el presidente de Fedeca, uno de los impulsores junto a la exsecretaria de Estado de Función Pública, Elena Collado, del programa de visitas a universidades, colegios profesionales y centros de formación que el actual responsable de Función Pública, José Antonio Benedicto, puso en marcha hace unos meses y que llevará a altos funcionarios de la Administración a visitar cerca de medio centenar de centros formativos para explicar y difundir lo atractivo que puede llegar a ser trabajar en la Administración.

Desde los cuerpos superiores de la Administración del Estado se deja ver un poso de amargura por el deterioro de la imagen y la reputación de la Función Pública en los años posteriores a la crisis. Consideran que el bloqueo de la Oferta de Empleo Público durante años desanimó y acabó por expulsar a muchos potenciales opositores que buscaron acomodo en el sector privado y que desde los sucesivos gobierno se ha hecho poco o nada por 'rehabilitar' la imagen pública de los funcionarios. Echan de menos, por ejemplo, alguna campaña en medios de comunicación como la que se hace en el Ejército para reclutar tropa, animando a jóvenes cualificados a dar el paso y opositar para ser inspector de Hacienda, abogado del Estado, diplomático o técnico comercial del Estado.

Una unidad de 'cazatalentos' para la Administración

Admiten que el actual sistema de oposiciones no ayuda. Los temarios infinitos, la incidencia en las competencias memorísticas y la lentitud de los procesos -cuando se convocan- son un desincentivo para los jóvenes más inclinados al servicio público. Por ello desde Fedeca plantean una redefinición de los sistemas de acceso a la Función Pública para agilizarlos y dar mayor peso a otras competencias, como los idiomas, la pericia en nuevas tecnologías o las competencias en dirección de equipos.

También plantean una profesionalización de los tribunales de evaluación de los candidatos. Su propuesta es impulsar la creación de una suerte de 'unidad de cazatalentos' dentro de la Administración, de entre los profesionales con mayor experiencia en la selección de personal, para configurar una suerte de Comisión Permanente de Selección de la que saldrían los componentes de los Tribunales de las oposiciones para que éstos no terminen convertidos en "una especie de cementerio de elefantes".

Otra idea, que también barajan los actuales de Función Pública, es el establecimiento de una suerte de 'sistema de becas' para evitar que la extracción social o el poder adquisitivo de una determinada familiar expulse de los canales de acceso a la Función Pública a candidatos con potencial por el mero hecho de no poder permitirse la factura de preparar una oposición.

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING