Lunes, 30.03.2020 - 08:39 h
Más de una década de lucha judicial

Ganó más de 6 millones en la Bonoloto y lo perdió todo al invertirlo en un banco

Francisco Guerrero lleva varias sentencias judiciales que han fallado a su favor. Ahora tiene una deuda insostenible y vive de 'okupa' en Valencia.

Abre una cuenta solo para tus ahorros
Ganó más de 6 millones en la Bonoloto y lo perdió todo al invertirlo en un banco

Hace ya años que Francisco Guerrero se convirtió en el hombre que ganó un premio récord en la Bonoloto. Entonces, se embolsó nada menos que 6,414 millones de euros. Era el segundo bote más grande hasta el momento. Lo que entonces fue un golpe de suerte (casi incomparable, al menos en sentido financiero) se convirtió en más de una década de batallas judiciales, tras haber perdido todas sus ganancias, al haberlo invertido en un banco. 

Precisamente el pasado martes, el Juzgado de Primera Instancia n.º 3 de Castellón acogió el juicio de Guerrero. La resolución quedó vista para sentencia. Pero el denunciante reclama, según Las Provincias, además de la indemnización, otros 46.675 euros para una de sus hijas y casi 70.00 para la otra. El motivo es que el ganador de la Bonoloto invirtió parte a nombre de sus hijas. 

Se demanda en el juicio una acción de "responsabilidad contractual por incumplimiento del contrato de asesoramiento financiero e indemnización de daños y perjuicios". 

Invirtió en depósitos a plazo fijo

Fue en 2007 cuando Francisco Guerrero invirtió 6,5 millones de euros. Su conocimiento financiero era nulo, por lo que creyó que donde metía su dinero eran depósitos a plazo fijo sin riesgo. El problema fue que en lugar de eso, lo que contrató fueron productos tóxicos de alto riesgo. 

Guerrero siguió trabajando como si nada, sin darse cuenta de que estaba perdiendo todo su dinero. Perdidas que, además, le generaría deudas más tarde. 

"Destrozado" tras tantos años de lucha

Cuando precisó de dinero y fue a sacar 30.000 euros al banco, le comunicaron que no tenía nada. El ganador de la Bonoloto ha explicado a la Agencia Efe que está "destrozado" tras tantos años de lucha en los tribunales. Pese a que le han dado la razón en dos ocasiones y han condenado al banco a pagarle más de un millón a el y sus hijos, las deudas generadas se han llevado todo lo recuperado. 

Ahora Francisco Guerrero está en tratamiento psiquiátrico y con secuelas de una dolencia en la rodilla que no pudo operarse (los 30.000 euros que precisaba eran para esa operación). Para más inri, vive en de 'okupa' en una casa. 

"El banco ha destruido mi vida" 

Francisco Guerrero asegura que el banco "ha destruido" su vida. Se siente víctima de "un robo y un engaño" y "no tiene ánimo para lugar". 

Las dos sentencias judiciales han dado la razón a Guerrero al reconocer que no tenía "experiencia que determine su conocimiento de los diferentes productos financieros". 

La representación legal del banco en cuestión, consultada por Efe, no ha querido hacer declaraciones al respecto. 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING